18 de marzo de 2011 / 13:37 / en 7 años

Gobierno y oposición chocan por el plan de austeridad portugués

LISBOA, 18 mar (Reuters) - La tensión política en Portugal, ya bajo presión por resistirse a pedir un rescate financiero, escaló el viernes cuando el primer ministro acusó a la oposición de intentar hacer caer al Gobierno en una disputa por los nuevos planes de austeridad.

José Sócrates, que lidera un Gobierno de minoría, acusó a los socialdemócratas (PSD) de oportunismo al rechazar las medidas adicionales de austeridad.

Con los rendimientos de la deuda portuguesa aún en elevados niveles, los analistas comentaron que el presidente Anibal Cavaco Silva estaba tratando de mediar en una ruta de salida a la disputa y tenía previsto reunirse con Sócrates.

El presidente se había reunido el jueves con el líder del PSD, Pedro Passos Coelho.

“Lo único que está claro es que el PSD quiere (...) desatar una crisis política y echarle la culpa a aquellos que están dispuestos a negociar”, dijo Sócrates al Parlamento.

“Aquellos que rechazan negociar (...) convencidos de que este es el momento de tumbar al Gobierno, pagarán el precio por llevar al país a una aventura de la que salga dañado”, agregó.

Sócrates dijo que aún estaba dispuesto a negociar con la oposición las propuestas para el plan económico 2011-2013.

La semana pasada, el Gobierno de minoría socialista anunció medidas adicionales para reducir el déficit presupuestario y dijo que una crisis política llevaría al endeudado país a pedir un rescate internacional.

Las medidas, presentadas poco antes de una cumbre clave de la zona euro la semana pasada, están diseñadas para aliviar las preocupaciones de Bruselas y de los inversores de que Portugal puede cumplir con sus metas de déficit fiscal y evitar pedir ayuda externa como Grecia e Irlanda.

Sócrates señaló que hará todo lo que sea necesario para no tener que recurrir a un rescate del Fondo Monetario Internacional.

“Haré todo para evitar que venga el FMI”, aseguró.

Las últimas medidas incluyen recortes de pensiones y del gasto en salud y congelar la inversión en infraestructura, con el fin de ayudar a Portugal a reducir su déficit presupuestario a un 4,6 por ciento del Producto Interior Bruto este año después de superar la meta del 2010 de un 7,3 por ciento.

El líder de la bancada parlamentaria del PSD, Miguel Macedo, dijo que el Gobierno había presentado medidas que su partido ya había rechazado en las conversaciones que llevaron a un acuerdo para el presupuesto de este año.

La prima de riesgo de la deuda portuguesa a 10 años contra el bund alemán de referencia se estrechaba el viernes, debido a las compras de deuda del país por parte del Banco Central Europeo.

“Es una semana importante la que tenemos por delante con todo lo que está pasando en Japón (...) hasta la cumbre de la semana próxima, es importante mantener los spreads tranquilos. Esa es una razón por la que el BCE está entrando para apoyar al mercado y también porque tuvimos la rebaja de Portugal (de calificación esta semana)”, dijo un operador.

El diferencial de la deuda portuguesa a 10 años respecto al bund alemán se estrechaba 10 puntos básicos a 450 puntos base.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below