Telefónica invertirá 400 millones de dólares en Ecuador

viernes 18 de abril de 2008 08:09 CEST
 

QUITO, 18 abr (Reuters) - Telefónica (TEF.MC: Cotización) invertirá 400 millones de dólares (unos 252 millones de euros) en la ampliación sus servicios en Ecuador, tras lograr un acuerdo para extender su presencia por 15 años en el creciente mercado del país andino, dijo el jueves el presidente de la compañía, César Alierta.

El anuncio se produjo en momentos en que Ecuador y Telefónica pulen el nuevo contrato que reemplazará al que expira este año.

Las dos partes se han negado a revelar las condiciones económicas del acuerdo, que garantiza mejores condiciones para el Estado, eje de la política del presidente nacionalista Rafael Correa.

"Tenemos previsto hacer en los próximos años inversiones importantes en el orden de 400 millones de dólares para el desarrollo de las nuevas redes", dijo Alierta a periodistas tras reunirse en Quito con Correa.

El ejecutivo de la segunda mayor operadora de telefonía de Ecuador no precisó si el montante incluía el canon de concesión, el destino de las inversiones y el período en que se concretaría la inyección de los recursos para ampliar su presencia en un mercado de 10,1 millones de usuarios.

Telefónica participa de las conversaciones con su rival América Móvil, que igualmente busca extender su participación en el mercado ecuatoriano hasta el 2023, en medio de diferencias con Ecuador respecto al pliego económico del nuevo contrato.

América Móvil AMX.MX (AMX.N: Cotización), que tiene a 7 de cada 10 abonados del país, deberá entregar una nueva propuesta económica a Ecuador, después que la primera fuera rechazada, tras ser advertida que de no remitir una propuesta favorable para el Estado se iniciará un proceso de reversión de la concesión a manos estatales.

Ecuador demandó a ambas compañías que paguen unos 700 millones de dólares por la concesión, a valor presente. No se ha divulgado el valor que cada concesionaria debería entregar a las arcas fiscales.

En el mercado ecuatoriano también opera la firma estatal Telecsa, que controla una porción minoritaria.

(Redación de Quito. Edición de Emma Pinedo)