ANÁLISIS- Industria española componentes aún no ve la luz

viernes 25 de septiembre de 2009 11:02 CEST
 

Por Tomás González Cobos

MADRID, 24 sep (Reuters) - Pese a las señales de recuperación económica y el repunte de las ventas de vehículos en las principales potencias europeas, los fabricantes de componentes de automoción en España se enfrentan todavía a un panorama de incertidumbre y mayores ajustes en su capacidad, señalaron representantes del sector y analistas.

La sensación generalizada es que, más allá de una reactivación respecto a los mínimos de final del año pasado y principios de este año, no se volverá a la situación de antes de la crisis.

"En España nos vamos a quedar con una producción anual de unos 2,1 millones de coches bastantes años, la cifra de 3 millones la debemos olvidar", indicó José María Martín, secretario general de Sernauto, patronal española de componentes.

El descenso en la fabricación de automóviles en España tendrá una repercusión directa en la industria auxiliar, que emplea a más de 200.000 personas y exporta más de un 55 por ciento de su producción, especialmente a Europa.

"Para este año estimamos una caída en la fabricación de vehículos del 17 por ciento. Si seguimos en estos niveles, todas las estructuras se tendrán que adaptar a la situación de la demanda y recortar plantilla", indicó Martín.

Un directivo de una empresa española de componentes cree que el ajuste puede ser aún mayor.

"Trabajamos con la perspectiva de que, en el mejor de los casos, en Europa nos quedaremos en una fabricación del 75-80 por ciento de lo que se hacía en 2007".

Teniendo en cuenta estas previsiones y los recortes ya realizados, quedaría un duro camino por recorrer, ya que en el último año se han perdido 7.000 puestos en empresas de componentes en España, de un total de algo más de 200.000, según estimaciones de Sernauto.   Continuación...