Telefónica y RIM se unen para probar el monedero electrónico

miércoles 23 de noviembre de 2011 21:01 CET
 

Por Alastair Sharp

TORONTO, Canadá, 23 nov (Reuters) - El fabricante de BlackBerry Research In Motion RIM.TORIMM.O y la empresa española de telecomunicaciones Telefónica (TEF.MC: Cotización) están cooperando para probar un sistema de pagos que transforma el teléfono móvil en un monedero electrónico y carné de identidad, según informaron el miércoles ambas compañías.

Mientras que esta tecnología de hace una década, denominada comunicaciones de campo cercano (NFC, por sus siglas en inglés) ya está bien asentada en Japón y Corea del Sur, su implantación se ha visto obstaculizada en Europa y América del Norte por los intereses competitivos de bancos, comerciantes, fabricantes de dispositivos y suministradores de servicios inalámbricos.

Sin embargo, este año ha comenzado a deshacerse el bloqueo después de que Google (GOOG.O: Cotización) incluyera soporte NFC en su sistema operativo Android, el software para smartphones más popular del mundo, y Nokia NOK1V.HE anunciara que todos sus teléfonos tendrían capacidad para NFC a finales de 2011.

RIM comenzó a introducirse en este ámbito en septiembre, cuando anunció que los chips NFC integrados en varios de sus nuevos teléfonos permitirían a los usuarios obtener acceso a los edificios de oficinas, como si fuera una tarjeta.

Pero los analistas dicen que los consumidores aún tienen que ser convencidos de que deberían desechar sus tarjetas de crédito y pasarse a la moda del NFC.

"El impulso definitivo llegaría si Apple decidiera introducirlo en su nuevo iPhone", dijo el analista de Atlantic Equities James Crodwell. "Probablemente se necesite ese catalizador para hacer que esta tecnología interese a los consumidores".

En el acuerdo Monedero de Telefónica para BlackBerry anunciado el miércoles, 350 empleados de Telefónica serán capaces de realizar sus compras, recibir balances de cuentas y autorizaciones bancarias y tener acceso a sus oficinas utilizando sus BlackBerry. Los bancos, comercios, gasolineras y otros servicios cercanos a la sede de Telefónica en Madrid también participan en la prueba.

Mediante prestaciones basadas en la SIM, Telefónica mantiene cierto control sobre las transacciones realizadas mediante los móviles de su red, un factor clave para las operadoras preocupadas por verse excluidas.   Continuación...