Obama y los líderes de la eurozona se reunirán durante el G-20

jueves 3 de noviembre de 2011 22:56 CET
 

CANNES, Francia, 3 nov (Reuters) - El presidente de EEUU, Barack Obama, se reunirá el jueves con los líderes de la eurozona en un aparte de la cumbre del G-20 en Cannes para tratar la crisis de deuda europea, incluyendo la situación en Grecia y los problemas de reformas en Italia, según varias fuentes de la eurozona.

A la reunión asistirán la canciller alemana, Angela Merkel; el presidente francés, Nicolas Sarkozy; el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, y el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, así como líderes del FMI, el Consejo Europeo y la Comisión Europea, según las fuentes.

Fuentes del Gobierno estadounidense no pudieron confirmar la reunión.

Fuentes europeas indicaron que el encuentro forma parte de los esfuerzos de un núcleo de líderes de la eurozona por actuar con rapidez y decisión para frenar los dos años de crisis de deuda de la eurozona, esfuerzos que también incluyen reforzar el fondo de rescate de la región y reducir los déficits presupuestarios.

Además de una creciente incertidumbre política en Grecia, donde el primer ministro Georgios Papandreu parece dispuesto a dar marcha atrás en su propuesta de convocar un referéndum sobre el rescate de 130.000 millones de euros otorgado por la UE y el FMI, optando por forjar un consenso político más amplio, hay preocupaciones inmediatas por la situación en Italia.

Berlusconi ha prometido hacer profundas reformas en las pensiones y el mercado laboral, equilibrar el presupuesto para 2013 y recortar la deuda desde el 120 por ciento del PIB actual, pero hay dudas sobre su compromiso y él no ha ofrecido un calendario claro para la aplicación de estas medidas.

Se teme que sin acciones rápidas, Italia, con el mayor mercado de bonos gubernamentales y la tercera economía más grande de la eurozona, pueda seguir el camino de Grecia y necesitar un rescate. Los rendimientos de los bonos italianos a 10 años han subido al 6,4 por ciento.

Antes de la cumbre del G-20 el jueves, Obama dijo que los dos días de conversaciones se centrarían en intentar avanzar en la resolución de la crisis, lo que incluye estudiar cómo podría ayudar el resto del mundo desarrollado a los 17 miembros de la eurozona.

"El aspecto más importante de nuestra tarea en los próximos dos días es resolver la crisis financiera aquí en Europa", indicó tras reunirse con Sarkozy.

"Vamos a tener que dar más cuerpo a los detalles sobre cómo se aplicará el plan de forma completa y decisiva (...) EEUU seguirá siendo un socio de los europeos para resolver estos desafíos", dijo.

En las conversaciones del jueves también participarán la directora del FMI, Christine Lagarde; el primer ministro de Luxemburgo, Jean- Claude Juncker; el responsable europeo de asuntos económicos y monetarios, Olli Rehn y el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, según las fuentes.