Rubalcaba confía en recuperar la confianza de los españoles

viernes 29 de julio de 2011 17:38 CEST
 

MADRID, 29 jul (Reuters) - El candidato socialista a la presidencia del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, confía en que su proyecto político para las elecciones generales del 20 de noviembre, centrado en la economía y en reformas democráticas que exige la sociedad, cale entre los españoles, que han dado la espalda al PSOE por la gestión gubernamental de la crisis y el elevado desempleo.

Rubalcaba, de 60 años, tiene ante sí la difícil tarea de remontar unos sondeos que dan la victoria al Partido Popular, cuando apenas quedan cinco meses para unos comicios adelantados el viernes por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.

"El Partido Socialista ha sabido en su historia conectar con una mayoría amplia de ciudadanos que nos han apoyado, es un partido con hondas raíces sociales, que ha sabido sintonizar con las ilusiones y con los proyectos de la mayoría de los ciudadanos, así voy a intentar que sea en esta ocasión", dijo el político cántabro en rueda de prensa en Madrid.

Los socialistas confían en que el llamado "efecto Rubalcaba", que hace referencia al tirón del político cántabro entre la ciudadanía, ayude a superar los siete puntos de ventaja que el barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas da al líder 'popular', Mariano Rajoy, que en el anterior sondeo de este organismo sacaba diez puntos al PSOE.

El ex vicepresidente primero del Gobierno y ex ministro del Interior dejó este mes sus cargos para centrarse en la campaña electoral y los españoles ven en él un político más dialogante y eficaz que Rajoy, que se presenta por tercera vez como candidato del PP a unas generales y no es muy popular entre la ciudadanía.

"Tengo respeto por las encuestas, sobre todo por las series de encuestas, pero no pretendo convertirme en analista de todas las encuestas. Pero sí da la impresión de que los vientos han girado", añadió.

Rubalcaba dijo que los objetivos de su proyecto son la creación de empleo y alcanzar una economía "sana y competitiva" con la que contribuir a la recuperación de un país cuya tasa de desempleo es la más alta de la Unión Europea y que ha sido puesto recientemente en el punto de mira por la crisis de deuda de la eurozona.

"Son objetivos ambiciosos y a la vez realistas (..) es un programa electoral pensado para ganar y sobre todo para gobernar", dijo Rubalcaba, que adelantó también que entre sus prioridades estarían reforzar la igualdad de oportunidades e introducir reformas democráticas demandadas por la sociedad.

El ex ministro ha hecho referencia en las últimas semanas a demandas de los "indignados", un movimiento social descontento con el sistema político que en los últimos meses han propuesto medidas como la reforma de la ley electoral y las ayudas a personas que no puedan hacer frente a la hipoteca por su situación económica.

Respecto a la posibilidad de que hubiera presionado a Zapatero para adelantar las elecciones, como se había argumentado desde diversos medios ante la negativa del presidente a que los comicios fueran en otra fecha distinta a la de marzo de 2012, Rubalcaba respondió: "Yo no le he pedido nunca al presidente del Gobierno que adelantara las elecciones... (pero) comparto plenamente las razones que le han llevado a convocar elecciones".