Ibex cae a mínimo de más de 2 años, pero BCE relaja prima riesgo

lunes 8 de agosto de 2011 18:06 CEST
 

MADRID, 8 ago (Reuters) - Pese a no responder a los temores que apuntaban a un "lunes negro", el Ibex-35 encadenó su séptima caída con un recorte de más del 2 por ciento que lo dejó en su nivel más bajo en 28 meses tras la rebaja de S&P a la calificación de Estados Unidos, que impactó en la apertura de Wall Street, en un clima de gran volatilidad.

No obstante, las primas de riesgo española e italiana, en el centro del huracán de la crisis de deuda de la eurozona, vivieron una jornada de alivio tras el mensaje tranquilizador del Banco Central Europeo (BCE).

La disposición de la institución presidida por Jean-Claude Trichet a comprar bonos españoles e italianos, en medio de fuertes presiones, llevó al diferencial del bono hispano-alemán a diez años ES10YT=TWEBDE10YT=TWEB a reflejar su mayor descenso intradía en la era euro.

El spread se situaba en el momento del cierre bursátil en el entorno de los 293 puntos básicos (pb), frente a los máximos históricos de 419 pb vistos el viernes.

Agentes bursátiles señalaban que el anuncio del BCE era una buena noticia para la estabilidad de la zona euro, a pesar de considerar que podía haberse producido antes, en lugar de llegar como consecuencia del miedo suscitado tras la baja del rating estadounidense.

"Es una decisión que llega tarde una vez más, aunque por supuesto es mejor tarde que nunca, pero llega a raíz del contagio periférico derivado de no resolver con astucia y rapidez el segundo rescate de Grecia", dijo un operador en Madrid.

En el mercado se consideraba que la decisión del BCE de poner en juego toda su artillería habría bastado para asustar a los vendedores en los mercados de deuda, independientemente de la magnitud de las compras en sí.

"El mensaje del soporte del BCE en los periféricos ha tenido un impacto real sobre los spreads de Italia y España. No sabemos si habrá hecho falta la compra de bonos o solamente con el mensaje ha sido suficiente", dijo el operador.

Según informaciones no confirmadas de IFR, un servicio de noticias y análisis de Thomson Reuters, las compras de deuda italiana y española del BCE en la mañana habrían ascendido a unos 2.000 millones de euros. Rumores de mercado apuntaban a nuevas intervenciones en el mercado de deuda durante la tarde.   Continuación...