24 de octubre de 2013 / 15:14 / en 4 años

Sobrecapacidad de Barajas es un lastre para privatización Aena

Por Robert Hetz

MADRID, 24 oct (Reuters) - La sobrecapacidad del aeropuerto de Barajas -- uno de los principales centros de conexiones en Europa -- y las fuertes pérdidas de Iberia, principal inquilino del aeropuerto madrileño, constituyen un riesgo para los planes del Gobierno de privatizar su gestor aeroportuario Aena.

El tráfico en Barajas ha bajado de forma significativa por la caída del turismo nacional y los viajes de negocio durante la crisis. Además, las aerolíneas de bajo coste han reducido sus rutas por el incremento de las tarifas aéreas, mientras que Iberia, la principal aerolínea en Barajas, está reestructurando su negocio para salir de los números rojos.

Los inversores, que daban la espalda a España durante la crisis, han empezado a volver, dando al gobierno la oportunidad de vender activos altamente endeudados como Aena.

El banco de Inversión Lazard y la sociedad de valores N+1 colaboran para encontrar inversores para la privatización de al menos un 49 por ciento de Aena, que opera 46 aeropuertos en España, además de Luton cerca de Londres, y cuenta con participaciones en 14 aeropuertos en Latinoamérica.

Pero fuentes cercanas al proceso dijeron que no hay mucho interés y pocas posibilidades de cerrar la operación a principios de 2014 a no ser que Barajas, que representa el 20 por ciento de los ingresos de Aena, recupere su atractivo.

"Aena es el primer operador de aeropuertos en el mundo y puede ser una inversión interesante en infraestructuras, pero primero habría que mejorar la situación de Barajas porque cualquier inversor busca un negocio estable, con perspectivas de crecer", dijo una fuente financiera, cercana a una de los posibles inversores contactados por el gobierno.

El gobierno está manteniendo contactos preliminares con varios inversores institucionales acera de participaciones minoritarias en Aena y ha puesto en marcha una rebaja temporal de las tasas aéreas para aumentar el tráfico aéreo en España, particularmente en el aeropuerto madrileño, cuyas instalaciones se están usando solo al 60 por ciento.

Entre los inversores financieros que el gobierno ha contactado se encuentra el holding de participaciones Alba , brazo inversor del Grupo March, dijo la fuente financiera

Según el diario Expansión, también hubo contactos con Casa grande de Cartagena, la división de inversión de la familia Pino, los principales accionistas de Ferrovial, para lograr formar un núcleo duro de accionistas institucionales en Aena.

Los operadores de infraestructuras que construyen y muchas veces invierten en aeropuertos, no están interesados mientras que no puedan tomar el control sobre estos proyectos, dijeron fuentes del sector.

El ministerio de Fomento, que dirige la venta, y las dos entidades financieras contratadas para buscar compradores no quisieron hacer comentarios para este artículo.

UNA DEUDA INGENTE

Dada la incipiente recuperación de la economía española y la llegada de inversores extranjeros importantes como Bill Gates, el cofundador de Microsoft, que compró esta semana un seis por ciento del capital de la constructora española FCC, los bancos y altos cargos del gobierno esperan más transacciones en un futuro cercano.

No obstante, Aena cuenta con una deuda de 13.000 millones de euros tras las megainversiones realizadas en la década anterior.

"Aena ha invertido 15.600 millones de euros entre 2000 y 2010. En algunos lugares se ha ido demasiado lejos", dijo el presidente de Aena, José Manuel Vargas, recientemente en un encuentro con periodistas.

No es la primera vez que España intenta abrir la gestión de sus aeropuertos al capital privado. En 2011, el entonces gobierno socialista puso en marcha una privatización parcial de Aena como instrumento adicional para sanear las cuentas públicas, pero la operación -- con siete consorcios interesados -- se abortó tras el cambio del gobierno a finales de 2011.

Aena es un gigante en su sector. Con los datos de tráfico por personas de 2012 (194 millones) casi duplica a su rival más próximo en Europa, la antigua British Airports Authority (BAA), y distancia aún más a Airports de Paris (88,8 millones) o Fraport (57,5 millones).

Según los analistas, su valor oscilaría entre 12.000 y 16.000 millones de euros, teniendo en cuenta que sus homólogos cotizan a 8-10 veces su resultado de explotación bruto (Ebitda).

La venta del 50 por ciento de Aena solo le aportaría al Estado unos 1.500 millones de euros dado el elevado endeudamiento de la compañía, dijo un ejecutivo de una empresa de infraestructuras.

Tras reducir plantilla, mejorar la gestión en los aeropuertos y aumentar las tasas, Aena espera volver a beneficios en 2013 tras dos años de pérdidas. Según sus cálculos, su Ebitda cerraría este año con 1.491 millones de euros.

PROBLEMAS EN BARAJAS

El aeropuerto madrileño registró en 2007 un récord de 52 millones de pasajeros, pero desde entonces el tráfico ha bajado y podría situarse este año por debajo de la cota de 40 millones de pasajeros.

En los primeros nueve meses de 2013, el tráfico de pasajeros de Barajas se ha reducido un 13,9 por ciento a 30,2 millones de pasajeros por la caída de viajeros nacionales y extranjeros en Madrid, mientras que en la mayoría de los aeropuertos europeos el tráfico creció.

Easyjet cerró su base operativa en Barajas ante el aumento de las tasas. Según los cálculos de Ryanair, las tarifas en Madrid se han cuadruplicado desde 4 euros por pasajero en 2007 hasta 16 euros en 2013

Aena se defendió argumentando que sus tasas son muy competitivas y aún se sitúan lejos de los costes en que incurren las aerolíneas en otros grandes aeropuertos en Europa.

Según el operador aeroportuario español, los costes de escala para un avión en ruta europea ascienden en Barajas a 11.296 euros frente a los 23.350 euros que exige Fráncfort o los 63.649 euros de Heathrow.

No obstante, Aena, presionada también por el Ayuntamiento de Madrid debido a la caída del turismo, ha recapacitado y aplicará el próximo año rebajas por importe de 50 millones de euros en las tasas aeroportuarias a todas las aerolíneas que inauguren rutas o tomen medidas para aumentar su oferta.

Además, el ministro de Industria español, José Manuel Soria está sondeando el interés de aerolíneas asiáticas para aumentar rutas y frecuencias a España.

La crisis de Iberia, que ha despedido personal, reducido vuelos y dejado en tierra 21 aviones de su flota sin salir todavía de sus pérdidas, ha contribuido a agravar los problemas de Barajas.

Ahora, el estatus del aeropuerto madrileño como principal centro de conexiones entre Europa y Latinoamérica está en peligro desde que Iberia, que forma parte de International Airlines Group , ha reducido su oferta,

Iberia es el principal inquilino de la terminal T4 de Barajas, una obra que costó 6.200 millones de euros y que fue inaugurado en 2006, casi duplicando la capacidad del aeropuerto. (Información adicional Carlos Ruano,; editado por Andrés Gonzáleez)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below