B.España clarificará normativa refinanciación créditos -Fuente

miércoles 24 de abril de 2013 15:35 CEST
 

MADRID, 24 abr (Reuters) - El Banco de España está ultimando conversaciones con los bancos para elaborar unas normas en las que pretende aclarar criterios en refinanciaciones de créditos con el objeto de identificar mejor los riesgos que requieren cobertura, dijo una fuente conocedora de las conversaciones.

"Se trata de establecer de manera clara y objetiva qué refinanciaciones tienen carácter subestándar contando no solo con el volumen y la situación de la empresa, sino también con el sector en el que opera y otras cuestiones con el fin de establecer las provisiones que correspondan y anticipar posibles dificultades, no va a ser un aumento en los colchones exigidos", explicó la fuente.

Tras el descalabro de la exposición inmobiliaria en el balance de los bancos y ante la situación de restricciones de liquidez y crisis, uno de los principales focos de preocupación es la calidad de las carteras de créditos a pymes y particulares ante el temor de que algunas refinanciaciones hayan provocado o puedan propiciar el crecimiento de empresas "zombi" que pueden ser un futuro agujero.

Bajo la consideración de subestándar, la primera categoría de créditos que exige coberturas, se identifican operaciones al corriente de pago, pero con dudas sobre un posible incumplimiento futuro mientras que el apartado de dudosas ya recoge algún impago. La actual normativa no define con suficiente claridad a la hora de catalogar una operación como "normal" o "subestándar".

En su memoria anual de 2012, la mayor entidad nacional, Santander, dijo que sigue políticas "muy rigurosas" en las refinanciaciones tras reconocer que en el año renegoció en España 32.867 millones de euros en créditos, de los que un 34 por ciento se encuentra en situación dudosa, con una cobertura del 42 por ciento.

Su principal rival, BBVA, asegura que la utilización de refinanciaciones para finalidades como el retraso en el reconocimiento de pérdidas es contraria a su política y asegura que siempre ha tenido identificados y adecuadamente cubiertos los riesgos.

La entidad fue la primera en detallar sus operaciones de reestructuración al anunciar la refinanciación de 28.981 millones de euros. En la matriz española, BBVA S.A., el importe refinanciado en 2012 asciende a 19.634 millones de euros, de los que 7.638 millones son considerados "normales" o no sujetos a cobertura específica.

En un contexto de creciente debilidad económica más allá del ladrillo, a morosidad de la banca española se encuentra actualmente en el 10,4 por ciento, con un aumento de los impagos en particulares y empresas y una imparable tasa de paro.

El escenario central de las pruebas de estrés de la banca española realizado por Oliver Wyman estimaba pérdidas en los bancos españoles de 25.000 millones de euros entre 2012 y 2014 por su exposición a créditos no inmobiliarios fallidos. (Información de Carlos Ruano; Editado por Tomás Cobos)