ACTUALIZA 1-Sacyr pierde 735 mln euros tras ajustar participación Repsol

martes 31 de julio de 2012 19:34 CEST
 

(Añade detalles)

MADRID, 31 jul (Reuters) - El grupo constructor español Sacyr anunció el martes una pérdida atribuible en el primer semestre del año de 735 millones de euros tras ajustar contablemente el valor de su participación del 10 por ciento en Repsol con un impacto neto negativo en el resultado de 741 millones de euros.

"Sacyr ha procedido al cierre del semestre a ajustar el valor contable de su participación en Repsol para ajustarla a valor razonable, por un importe de -973 millones de euros antes de impuestos", dijo el grupo en una presentación.

Un portavoz del grupo explicó que el ajuste de la participación, que se consolida por puesta en equivalencia, obedece a los descuentos de flujo de caja estimados por la constructora tras la pérdida de YPF por parte de Repsol, que han obligado al grupo petrolero a replantearse su estrategia sin Argentina.

La expropiación de YPF, reclamada por Repsol en los tribunales, llevó a la petrolera española a eliminar a YPF de su balance con un ajuste contable negativo en sus cuentas semestrales de algo menos de 40 millones de euros, al estimar una compensación mínima en base a la ley argentina.

La acción de Repsol, muy afectada por la nacionalización en Argentina, ha sufrido un quebranto del 40 por ciento en lo que va de año. Sacyr entró en el capital de la petrolera en 2006 a precios medios de 26,7 euros por acción, la mitad de los 13 euros en los que se mueve actualmente la cotización.

Al margen del ajuste contable, el grupo redujo sus ventas en el semestre un 16,7 por ciento interanual hasta 1.741 millones de euros mientras el resultado bruto de explotación alcanzó los 263,7 millones de euros, un 7 por ciento menos que en la primera mitad del año pasado.

El grupo destacó que su cartera pendiente a finales de junio ascendía a 49.442 millones de euros, con un EBITDA implícito que estima en 22.629 millones de euros. (Información de Carlos Ruano; Editado por Tomás Cobos)