¿Euroderrota para Merkel? Sólo el tiempo lo dirá

lunes 2 de julio de 2012 11:25 CEST
 

Por Noah Barkin

BERLÍN, 2 jul (Reuters) - A primera vista, los grandes ganadores de la última cumbre de Europa para salvar el euro fueron los líderes de Italia, España y Francia.

Aliándose en una poderosa coalición para desafiar a Alemania, según pareció mostrar esta reunión de altos vuelos, Mario Monti, Mariano Rajoy y François Hollande consiguieron arrancar importantes concesiones para luchar contra la crisis de una inesperadamente flexible Angela Merkel.

Pero si la zona euro sigue intacta en los próximos años, la sesión maratoniana en Bruselas podría recordarse tanto por lo que la líder alemana sacó de sus combativos socios como por las amargas políticas que se vio obligada a tragar.

"Que Monti, Rajoy y Hollande estén vendiendo ahora felizmente esto como una victoria dice mucho sobre las habilidades diplomáticas de la Sra. Merkel", dijo Holger Schmieding, de Berenberg Bank.

Con sus planes dependientes de votaciones parlamentarias previstas para horas después de la cumbre, Merkel adoptó una posición pública inflexible por adelantado. Eso hizo que pareciera como si se hubiera retractado, cuando de hecho podría haber conseguido mucho de lo que quería.

La mayor concesión de Merkel en la madrugada del viernes fue aceptar que el nuevo fondo permanente de rescate de la zona euro, el Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), pueda inyectar ayuda directamente a los bancos con problemas.

Según el relato posterior a la cumbre, cedió después de que Monti amenazara con retirar su apoyo a un nuevo "pacto de crecimiento" europeo que Merkel necesitaba desesperadamente para ganar votaciones cruciales en el Parlamento alemán horas después.

Varios altos cargos europeos en Bruselas dijeron sin embargo a Reuters que Merkel había señalado de hecho en privado días antes de la cumbre que podría vivir con la idea de recapitalizaciones bancarias directas.   Continuación...