Bolsa Madrid cae ya 3% con lastre de bancos e Iberdrola

miércoles 18 de abril de 2012 14:20 CEST
 

MADRID, 18 abr (Reuters) - Las ventas en la bolsa española se acentuaban en la tarde del miércoles por la caída de los bancos tras la escalada de la morosidad en febrero y por el fuerte desplome en los títulos de Iberdrola después de que su primer inversor ACS vendiese un paquete de acciones de la eléctrica con fuertes minusvalías.

"Es un cóctel muy negativo, al golpe asestado por Argentina a Repsol, se suma hoy el repliegue de ACS en Iberdrola y unos malos datos de la morosidad y de la caída de los precios de la vivienda en España", dijo esta mañana un gestor de fondos.

En el mercado de deuda, el diferencial de la deuda española a 10 años frente a su equivalente alemán se relajaba hasta los 420 puntos básicos, aunque seguía por encima de los 400 a la espera de la siguiente prueba de fuego del Tesoro español, que el jueves celebra subasta de bonos y obligaciones.

Este miércoles, el consejero del BCE y presidente del Bundesbank, Jens Weidmann, dijo a Reuters que España debe tomar la reciente subida de las rentabilidades de sus bonos como un incentivo para hacer frente a las causas de fondo de sus problemas de deuda y no buscar la ayuda del Banco Central Europeo.

Por otra parte, un portavoz de la Comisión Europea instó a que España ejecute con rapidez la ley de estabilidad presupuestaria aprobada la semana pasada en el Congreso y puso el acento en las comunidades autónomas, que consideró cruciales para la estrategia fiscal del país.

A las 1409 horas, el Ibex-35 bajaba un 3,1 por ciento a 7.144,7 puntos, mientras el paneuropeo Eurofirst se dejaba un 0,57 por ciento.

Iberdrola lideraba los descensos y arrastraba consigo a todo el sector eléctrico europeo al perder un 7,56 por ciento, mientras ACS caía cerca del seis por ciento tras vender un paquete del 3,7 por ciento en la eléctrica vasca.

"Estratégicamente (esta venta) supone un cambio", dijo el broker Banesto para añadir que no descarta nueva reducciones de participación en los próximos meses. Tras la venta, ACS -que dijo ante analistas que no piensa vender más acciones de Iberdrola a corto plazo - aún conserva un 14,8 por ciento en Iberdrola.

Las demás constructoras sufrían también el efecto de estas noticias. OHL bajaba más del 3 por ciento, Acciona caía un 4,4 por ciento y Sacyr descendía un 6,5 por ciento en un mercado preocupado por su elevado apalancamiento y la debilidad del mercado inmobiliario en España..   Continuación...