13 de abril de 2012 / 9:48 / hace 5 años

ACTUALIZA1-Apelación banca española a BCE sube en marzo a 316.000 mln euros

3 MIN. DE LECTURA

(Añade datos)

MADRID, 13 abr (Reuters) - La apelación bruta de la banca española al Banco Central Europeo BCE) subió en marzo a un nuevo récord, reflejando las dificultades de las entidades españolas para obtener liquidez en los mercados mayoristas tradicionales.

Según los datos divulgados el viernes por el Banco de España, la banca española solicitó 316.343 millones de euros al BCE frente a los 169.800 millones registrados en febrero.

La cifra registrada en marzo es el volumen más alto de esta serie estadística que se inició en 1999, pero incluye la subasta de liquidez del BCE a tres años que se celebró el 29 de febrero.

Para el conjunto del eurosistema, la apelación al BCE ascendió a casi 1,14 billones de euros en marzo, lo que significa que las entidades españolas tomaron cerca del 28 por ciento de los fondos disponibles.

En términos netos, descontados los depósitos con el BCE (más de 88.000 millones), la apelación de las entidades financieras españolas ascendió a 227.600 millones frente a los 152.432 millones de febrero, representando casi el 63 por ciento de la apelación neta del eurosistema.

"La liquidez barata e ilimitada puede resolver en parte las necesidades de liquidez en el corto plazo (...) pero el depender o de los fondos del BCE es, en nuestra opinión, un modelo de negocio cuestionable", dijeron los analistas de Exane BNP Paribas en una nota sobre los problemas de la economía española.

Según los analistas, estas cifras muestran no sólo el exceso de liquidez existente en algunos países europeos tras las dos subastas de barra libre a tres años, sino que también reflejan las dificultades de la banca española para obtener financiación mayoristas en los mercados de capitales exteriores.

"Es improbable que termine pronto la presión sobre los bancos españoles para obtener fondos", dijo la agencia de rating Fitch en un informe publicado el miércoles tras las nuevas tensiones surgidas en los mercados de la deuda periférica de la eurozona.

A la desconfianza de los mercados se suma las necesidades adicionales de capital de la banca española para hacer frente a los nuevos requisitos de capital y provisiones ligadas al negocio del ladrillo.

Según la reforma financiera puesta en marcha por el ministro de Economía, Luis de Guindos, las entidades españolas necesitarán este año 50.000 millones de euros adicionales para fortalecer sus balances y sanear su cartera inmobiliaria en un entorno adverso dada la contracción de márgenes y negocio en un economía que recaerá en la recesión en 2012.

Información de Robert Hetz y Jesús Aguado, editado por Carlos Castellanos

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below