El Banco de Inglaterra rebaja sus previsiones de crecimiento

miércoles 13 de mayo de 2015 12:27 CEST
 

Por David Milliken y William Schomberg

LONDRES, 13 may (Reuters) - El Banco de Inglaterra recortó el miércoles sus previsiones de crecimiento económico británico para los próximos tres años y se mostró en sintonía con las expectativas actuales en el mercado de que solo comenzará a subir los tipos de interés dentro de un año.

El banco central espera ahora que el crecimiento económico sea este año del 2,4 por ciento, según dijo en un informe trimestral, por debajo de la proyección de 2,9 por ciento que tenía febrero y más cerca de las expectativas de la mayoría de los analistas económicos.

El Reino Unido fue el país que más creció entre las economías avanzadas el año pasado, recuperando el terreno perdido durante la crisis financiera.

El gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, dijo que esa probable que la inflación repunte a finales de este año, argumentando que las caídas registradas en los precios de las materias primas serían "relativamente de corta duración".

El crecimiento económico se desaceleró a principios de 2015 y el gobierno conservador del recién reelegido primer ministro, David Cameron, se enfrenta a un reto importante para encauzarlo en una senda más sostenible.

El Banco de Inglaterra dijo que su rebaja el crecimiento se debió a que los tipos de interés podrían aumentar más rápidamente que lo que los mercados habían esperado hace tres meses, así como debido al fortalecimiento de la libra y a una perspectiva más débil para la construcción de viviendas y la productividad.

Tras afirmar en abril que el ritmo de subidas de tipos descontado por los mercados era extraordinariamente lento, la institución parece ahora más conforme con lo que los mercados esperan.

Las previsiones del Banco de Inglaterra se basan en la estimación en el mercado de mercado de que los tipos de interés suban desde su mínimo histórico del 0,5 por ciento en el segundo trimestre del próximo año -- tres meses antes de lo esperado en febrero -- y que de media se sitúen en el 0,9 por ciento en los últimos tres meses de 2016. El Banco de Inglaterra ha mantenido los tipos de interés sin cambios durante más de seis años.

El banco central también recortó su pronóstico para los salarios, al afirmar que se habrán incrementado un 2,5 por ciento a finales de este año en comparación con un pronóstico anterior de un crecimiento del 3,5 por ciento, para volver a repuntar al 4 por ciento el año que viene. (traducido por Tomás Cobos)