22 de noviembre de 2013 / 16:34 / hace 4 años

Italia y España restan importancia a temor sobre presupuestos

* Ministros de Finanzas del euro se reúnen para valorar reformas

* Reunión se produce tras revisar UE presupuestos nacionales

Por Jan Strupczewski

BRUSELAS, 22 nov (Reuters) - Italia y España quitaron hierro a las preocupaciones de la Comisión Europea sobre las cuentas públicas de ambos países para 2014, con el primero rechazando variar su borrador presupuestario y el segundo despachando estas inquietudes como meras diferencias en las previsiones de crecimiento.

Haciendo uso de sus nuevos poderes para juzgar los presupuestos nacionales, el brazo ejecutivo de la UE revisó la semana pasada los borradores de los países de la zona euro, la primera vez que esto ocurre antes de ser enviados a los parlamentos nacionales donde obtendrán rango de ley.

Aunque la Comisión no devolvió ningún plan para ser enmendado, sí dijo que las líneas presupuestarias de Italia, España, Luxemburgo, Malta y Finlandia podrían incumplir la normativa sobre reducción de deuda y déficit.

Los ministros de Finanzas DE la zona euro discutirán las valoraciones de la Comisión este viernes en Bruselas.

Mientras se reunían, el titular de Finanzas italiano Fabrizio Saccomanni dijo que había dado cuerpo a los planes presupuestarios de 2014 en las últimas semanas con medidas que la Comisión no tuvo en cuenta cuando revisó el borrador presentado inicialmente.

“Ha pasado más de un mes y han sucedido nuevos hechos. Así que ilustraré las nuevas medidas que hemos adoptado, las privatizaciones, la revisión del gasto, el proyecto para el Banco de Italia y otras cosas que consideramos se corresponden con los requerimientos de la Comisión”, dijo Saccomanni ante periodistas.

Preguntado si cambiaría su plan presupuestario de 2014, dijo: “No”.

La principal queja contra Italia es que su deuda, que ya supone el 133 por ciento del PIB, subiría al 134 por ciento el año que viene en lugar de caer.

Según la normativa presupuestaria de la UE, eso obliga a Italia a recortar su déficit estructural en al menos el 0,5 por ciento el año que viene, aunque Roma preferiría un recorte más moderado.

En cuanto a España, la Comisión dijo que el presupuesto del año que viene era demasiado optimista respecto a las expectativas de crecimiento, mientras que los recortes previstos para el déficit estructural eran demasiado pequeños.

España espera un crecimiento del 0,7 por ciento el año que viene, tras una contracción del 1,3 por ciento en 2013. En cambio, la Comisión cree que España solo crecerá el 0,5 por ciento en 2013.

“Es una diferencia pequeña”, dijo el ministro de Economía español, Luis de Guindos, ante periodistas a la entrada de la reunión del Eurogrupo, destacando el “compromiso absoluto” del Gobierno español de cumplir con los objetivos de déficit público en 2013 y 2014.

“Es lógico que la Comisión comente que puedan existir riesgos de incumplimiento. El Gobierno tiene una hoja de ruta de reformas, algunas de las cuales todavía hay que implementar”, dijo.

El objetivo que los ministros de la UE han fijado para Madrid es una mejoría del balance estructural del 0,8 por ciento en 2014, pero según el borrador de presupuestos español el déficit estructural sólo mejoraría un 0,3 por ciento del PIB el año que viene.

“En España hay cierta brecha en términos de medidas de ajuste”, dijo un alto funcionario de la UE. (Información adicional de John O‘Donnell, Robin Emmott y Robert-Jan Bartunek; traducción de Jose Elías Rodríguez)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below