PREVIA-Brawn debe usar su cerebro para evitar el problema de los neumáticos

miércoles 19 de junio de 2013 14:23 CEST
 

Por Alan Baldwin

LONDRES, 19 jun (Reuters) - El director de Mercedes, Ross Brawn, un maestro en el pasado a la hora de encontrar vacíos legales en la Fórmula Uno, podría necesitar sacar otro conejo de su chistera el jueves si su equipo quiere a evitar una sanción potencialmente contundente.

El inglés explicará en una audiencia ante un Tribunal Internacional en París por qué el equipo del campeón del mundo en 2008 Lewis Hamilton y del alemán Nico Rosberg debería evitar un castigo por aparentemente romper las estrictas normas sobre entrenamientos.

El tribunal debe decidir si el equipo quebrantó las normas cuando usó su coche de 2013 en unas pruebas realizadas por Pirelli y, en tal caso, si merece ser castigado por ello.

La posible pena oscila entre una reprimenda, a través de multas y deducciones de puntos, a la opción de excluirlos del campeonato.

Brawn - ganador de múltiples campeonatos con Benetton, Ferrari y el equipo Brawn GP que se convirtió en Mercedes - es el principal testigo del equipo y tiene una experiencia considerable a la hora de comparecer ante la Federación Internacional del Automóvil y salir indemne.

El furor por el control de tracción de Benetton en 1994, la controversia por los deflectores laterales de Ferrari en 1999 y el difusor doble de Brawn en 2009 acabaron con el británico saliendo de la vista de la FIA al menos en el lado ganador, si no totalmente en el lado correcto.

Brawn y Mercedes - ganadores en Mónaco en mayo - han dicho que saludan la posibilidad de explicar los hechos "de forma abierta y transparente" en la sede de la FIA en la plaza de la Concordia.

El drama judicial no puede descartarse, ni las consecuencias explosivas de una de las mayores controversias que ha afrontado este deporte en los últimos años.   Continuación...