Manifestantes antidesahucio protestan ante sedes del PP en España

martes 9 de abril de 2013 21:49 CEST
 

MADRID, 9 abr (Reuters) - Cientos de manifestantes contra los desahucios protestaron el martes ante varias sedes del Partido Popular en diversas ciudades españolas horas después de que se conociese que la reforma de la ley hipotecaria impulsada por una agrupación ciudadana no sería debatida por el pleno del Congreso de los Diputados.

Las protestas, conocidas con el término argentino "escrache" y que durante la últimas semanas se habían realizado ante viviendas de diputados "populares" como la vicepresidenta del Gobierno Soraya Sáenz de Santamaría, fueron convocadas por la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH).

La PAH impulsó, gracias a las casi 1,5 millones de firmas recogidas, la Iniciativa Legislativa Popular que desembocó en la reforma.

En Madrid, los manifestantes trasladaron su protesta a la plaza de Alonso Martínez, a pocos metros de la sede del PP en la calle Génova, fuertemente custodiada por agentes de la Policía Nacional, según informaron varios medios. Las concentraciones se repitieron en decenas de ciudades, incluyendo Barcelona o Sevilla.

Estas manifestaciones - con pancartas, panfletos y gritos a las puertas de los domicilios de varios políticos - dejan constancia de la irritación generalizada con la gestión de una profunda crisis económica, que tiene al país atravesando una profunda recesión y con uno de cada cuatro trabajadores en paro.

La ILP pedía la dación en pago - entregar la vivienda a cambio de cancelar la deuda hipotecaria - con carácter retroactivo, una moratoria de los desahucios y un alquiler social de viviendas vacías en manos de los bancos.

La plataforma ciudadana apuntó antes el martes en una rueda de prensa que el texto propuesto a la Cámara Baja por el partido con presencia mayoritaria, el PP, al que se había incorporado el proyecto de ley que tramitaba el Ejecutivo, no atiende a sus demandas.

Los casos de desahucios en España se multiplicaron casi por cuatro desde el principio de la crisis, en 2008, a 2012 frente al periodo 2003-2007, según datos judiciales. Estos procedimientos se han convertido en uno de los aspectos más duros de la crisis y en los últimos meses varios han terminado en suicidio. (Información de Teresa Medrano; Edición de la Redacción de Madrid)