AI pide acabar impunidad policial contra manifestantes pacíficos

jueves 25 de octubre de 2012 14:29 CEST
 

MADRID, 25 oct (Reuters) - La ONG Amnistía Internacional pidió el jueves el fin de la impunidad policial contra manifestantes pacíficos, ante la proliferación de disturbios en las protestas contra las medidas de austeridad impulsadas por los gobiernos europeos para contener la crisis de deuda.

En el informe "Actuación policial en las manifestaciones en la Unión Europea", Amnistía denunció casos de uso desproporcionado de la fuerza contra ciudadanos pacíficos por parte de las fuerzas de seguridad cuya actuación queda sin investigar o es archivada por no poder identificar a los agentes implicados.

El informe relata ejemplos sucedidos en Grecia, España y Rumanía con los que quiere retratar un patrón sobre la actuación policial, precisamente ahora que los ciudadanos están protestando cada vez más contra unos recortes que les afectan de lleno.

"Documentamos que la respuesta policial ha ido acompañada de uso excesivo de la fuerza, uso indebido de material antidisturbios, se ha bloqueado el acceso a los servicios sanitarios...", declaró en una rueda de prensa en Madrid Eva Suárez-Llanos, directora adjunta de Amnistía Internacional España.

"Ha habido personas que no representaban ningún peligro que fueron brutalmente golpeadas", agregó Suárez-Llanos.

En el caso español, en concreto, Amnistía ha pedido información al Ministerio del Interior sobre los disturbios producidos en las inmediaciones del Congreso de los Diputados el 25 de septiembre durante una manifestación que se saldó con más de una treintena de detenidos y más de 60 heridos, 27 de ellos agentes, según los datos policiales.

"Hemos pedido una investigación independiente, exhaustiva y que se haga pública de lo sucedido en los alrededores del Congreso, con los policías de paisano y otra investigación sobre lo sucedido en Atocha, que nos ha parecido de especial gravedad", agregó Virginia Álvarez, responsable de política interior de AI en España.

Uno de los detenidos ese día, que está imputado por un delito contra las altas instituciones del Estado, denunció en la rueda de prensa que la policía le negó la atención médica en un par de ocasiones, que le metió unas piedras en su mochila para poner de manifiesto su carácter violento e incluyó hechos falsos en su atestado.

"Quiero denunciar la violencia legal contra la que la ciudadanía no tiene nada que hacer para defenderse", declaró Gabriel Jiménez.

Amnistía Internacional ha puesto en marcha una ciberacción a través de www.actuaconamnistia.org dirigida al ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, para que se tomen medidas efectivas para acabar con la impunidad de algunos miembros de las fuerzas de seguridad.

No hubo nadie disponible en el Ministerio del Interior para comentar la información. (Información de Emma Pinedo; Edición de Inmaculada Sanz)