Ibex-35 cierra en rojo una jornada volátil y de poco volumen

viernes 12 de octubre de 2012 17:54 CEST
 

MADRID, 12 oct (Reuters) - El Ibex-35 se decantó el viernes por las pérdidas tras una jornada volátil marcada por el bajo volumen por el festivo nacional en la que se relajó ligeramente la presión sobre la deuda española entre nuevas especulaciones sobre las fórmulas que adoptaría un eventual rescate al país.

Tras haber optado durante gran parte de la sesión por las subidas, a contracorriente de Europa, el selectivo español cerró finalmente en el Día de la Hispanidad con caídas superiores a las del resto de las plazas europeas, sin grandes catalizadores que movieran el mercado.

Aunque se conoció un buen dato de la confianza del consumidor estadounidense, que subió a principios de octubre a su mejor nivel en cinco años, la cifra de precios industriales mostró una leve presión inflacionista , y las bolsas estadounidenses no marcaban un rumbo claro en sus primeras operaciones.

"El volumen de hoy es bastante pobre (...) el mercado ha ido de más a menos y por la tarde ya estaba en negativo", dijo Miguel Ángel González, operador de Renta 4.

La posible petición de asistencia financiera por parte de España seguía instalada en la mente de los inversores, ansiosos por saber si Madrid solicitará finalmente el rescate y cómo se concretará la ayuda para rebajar los elevados costes de financiación del país.

"Sigue habiendo incertidumbre, hay falta de claridad, que es lo que está creando estas turbulencias en el mercado", explicó González.

En este sentido, el comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, Olli Rehn, dijo en una entrevista con Reuters que España podría obtener una línea preventiva de crédito del fondo de rescate permanente de la zona euro si decidía pedir ayuda financiera, que podría usar para comprar sus propios bonos en el mercado primario.

Por su parte, el ministro de Economía español, Luis de Guindos, dijo que no había resistencia dentro de la zona euro a que España pidiera ayuda, y añadió que si las previsiones económicas de Bruselas de noviembre muestran que la recesión se profundiza, el Ejecutivo podría revisar los objetivos de déficit nominal.

En este clima, el diferencial de la deuda española a 10 años frente a su equivalente alemán cedió ligeramente respecto a la víspera, y a hora del cierre bursátil se situaba en 419 puntos básicos (pb), ocho pb menos que el jueves.   Continuación...