En España, la crisis económica alienta el separatismo

jueves 20 de septiembre de 2012 12:25 CEST
 

Por Fiona Ortiz

MADRID, 20 sep (Reuters) - La crisis económica española está destapando profundas fallas regionales. Entre los catalanes de las ramblas de Barcelona, el tema del momento es la independencia y a Madrid le preocupa.

Esta semana el Rey y el presidente del Gobierno reclamaron unidad nacional para que España supere su peor declive económico en décadas. El rey Juan Carlos I recordó el espíritu sobre el que se construyó la democracia tras la muerte del dictador Francisco Franco en 1975.

El respaldo popular a la independencia nunca ha sido mayor en Cataluña, que aporta una quinta parte de la producción económica de España y alberga al 16 por ciento de la población.

Más de la mitad de los catalanes dicen que quieren un estado independiente y cientos de miles de personas se manifestaron en Barcelona la semana pasada durante el día nacional de Cataluña, en la mayor exhibición de fervor separatista hasta la fecha.

Con todo, pocos ven un camino rápido hacia la independencia de Cataluña, un sueño que tiene sus raíces en la Edad Media cuando Barcelona era un enclave comercial mediterráneo con parlamento propio.

"Va a ser un proceso largo y difícil (...) Para que nos la den (la independencia) tendrían que tener un referéndum y no nos la van a dar", dijo José María Prats, enfermero que participó en la marcha de la Diada.

El resurgimiento del separatismo catalán se fundamenta en la convicción de que Madrid está desangrando financieramente la región.

El Gobierno central recauda la mayoría de los impuestos y luego los redistribuye entre las 17 comunidades autónomas, que gestionan sus propios hospitales y escuelas. Los catalanes dicen que cada año pagan 16.000 millones de euros en impuestos más de lo que gasta el gobierno regional.   Continuación...