Austria aceptaría dar más tiempo a Grecia para pagar sus deudas

domingo 26 de agosto de 2012 16:45 CEST
 

VIENA, 26 ago (Reuters) - Grecia debería tener más tiempo para pagar sus deudas si se atiene a las reformas y metas de ahorro acordadas con la Unión Europea, según dijo el canciller austriaco, Wener Faymann, adoptando una postura más suave que su vecina Alemania, que hasta ahora se ha opuesto a cualquier retraso.

Se espera que el futuro de Grecia y su pertenencia a la eurozona tomen forma en una serie de reuniones el mes que viene, y en un informe de progresos de los inspectores de la UE y el FMI sobre los recortes del sector públicos requeridos a cambio de los miles de millones de euros en ayudas.

Tanto Alemania como Francia dijeron esta semana tras sus reuniones con el primer ministro griego, Antonis Samaras, que los líderes griegos deben demostrar su compromiso con la reforma, y Berlín parece poco inclinada a considerar un aplazamiento.

Pero Austria y otros países del "núcleo" de economías fuertes de la eurozona han dado varias advertencias, en los tres años de crisis, del camino que finalmente tomarán los líderes del bloque.

"Veo bastantes posibilidades de que lleguemos a un resultado con Grecia en el que Grecia se atiene a sus acuerdos con la UE pero a cambio recibe más tiempo para devolver el dinero", dijo Faymann al periódico Oesterreich en una entrevista publicada el domingo.

"Lo más importante es que los griegos se atengan a las reformas y los objetivos de ahorro acordados con nosotros. Si eso se garantiza, estoy a favor de un retraso en la devolución. Eso podría ser un retraso de dos o tres años, los expertos deben decidirlo", dijo.

El ministro alemán de Economía, Philipp Rösler, reiteró el domingo la postura alemana en una entrevista con la cadena ZDF.

"La petición de los griegos de medio años o incluso dos años más (para aplicar sus reformas) no puede funcionar porque no es sólo una cuestión de dinero", afirmó. "Todo el mundo debe reconocer que el tiempo siempre significa también dinero".

"Si las reformas no se realizan no puede haber más ayuda", aseguró en declaraciones en la misma línea que las del ministro germano de Finanzas, Wolfgang Schaeuble, en una entrevista publicada el domingo por el periódico Tagesspiegel.

Por su parte, la ministra austriaca de Finanzas Maria Fekter, miembro del conservador Partido Popular que gobierna en coalición con los socialdemócratas, se opuso a dar más tiempo a Atenas.

"Extender el tiempo otra vez ahora sin cambiar algo no vale", dijo al diario suizo NZZ am Sonntag, en una entrevista publicada tras su visita a Zúrich esta semana (Información de Georgina Prodhan en Viena, Holger Hansen en Berlín y Catherine Boseley en Zúrich; Traducido por Cristina Fuentes-Cantillana en la Redacción de Madrid)