Santander sufre el lastre de la marca España

lunes 4 de junio de 2012 17:14 CEST
 

Por Alexander Smith

MADRID, 4 jun (Reuters) - El logo rojo y blanco de Santander se hizo visible en todo el mundo durante los años del boom español pero, ahora que el país ha caído en desgracia, el banco global se ve castigado por el bache de la economía doméstica.

La entidad ha recorrido un largo camino desde su fundación en 1857, haciéndose un hueco en mercados maduros como Reino Unido y otros con gran potencial de crecimiento como Brasil, México y Polonia.

Pero parece que tanto los inversores como los depositantes no consiguen desvincular al banco de su mercado patrio.

Las acciones de Santander han caído cerca del 40 por ciento en el último año al verse asociado, como su competidor español BBVA, con el resto de entidades del país, más centradas en el negocio doméstico y necesitadas de capital para cubrir los agujeros que ha dejado el pinchazo de la burbuja inmobiliaria.

Esta vinculación se hizo patente el mes pasado cuando los clientes británicos de Santander retiraron 200 millones de libras del banco, asustados por la nacionalización de la también española Bankia.

DAÑO COLATERAL

"Santander y BBVA están en otra liga. Lo que hacen en España tiene un impacto limitado en sus balances y la caída en la cotización es un daño colateral injustificado", dijo una fuente financiera en Madrid.   Continuación...