Bancos españoles e italianos se atragantan de deuda pública

lunes 30 de abril de 2012 10:58 CEST
 

FRANCFORT, 30 abr (Reuters) - Los bancos españoles e italianos adquirieron grandes cantidades de deuda pública en el mes de marzo, según datos publicados el lunes por el Banco Central Europeo que ponen de manifiesto el uso de la financiación ultra barata del BCE a tres años para comprar deuda soberana.

Los nuevos datos, los primeros en capturar el período posterior a la segunda inyección récord del BCE a tres años, pusieron de manifiesto que los bancos italianos aumentaron la titularidad de bonos emitidos por gobiernos de la zona euro hasta un récord de 23.700 millones de euros hasta controlar deuda pública europea por valor de 323.900 millones de euros.

Los bancos españoles aumentaron su exposición a deuda pública de la eurozona por 20.100 millones de euros. Si bien el aumento fue menor que el récord de 23.000 millones registrado en enero, el total de deuda pública de la zona en manos de la banca española ascendió a un récord de 263.300 millones de euros.

Los datos del BCE no filtran por la nacionalidad de la deuda soberana en cartera, pero las cifras dan a los economistas una idea de cómo gran parte del billón de euros inyectado por el BCE está siendo destinado a la compra de deuda pública.

En datos separados de carácter trimestral también del BCE, se constató que los bancos españoles han aumentado considerablemente su exposición a la deuda nacional poniendo en evidencia que sus compras han sido predominantemente locales.

Los bancos franceses y alemanes también aumentaron sus tenencias de deuda pública local mientras que los griegos destinaron 4.300 millones de euros a comprar títulos del Estado.

En el caso de Portugal, sus bancos mostraron un leve incremento en las compras de deuda pública.

El uso de dinero del BCE - prestado a un tipo de interés del 1,0 por ciento - para comprar deuda soberana con una mayor rentabilidad se conoce ya como el "comercio de Sarkozy", después el presidente francés, Nicolás Sarkozy, instase a finales del año pasado a los bancos a utilizar el dinero para ese fin.

(Información de Sakari Suoninen; Traducido por Carlos Ruano)