15 de marzo de 2012 / 11:33 / en 5 años

ACTUALIZA1-Bankia y otras cajas firman código de buenas prácticas

(Agrega detalles de más bancos)

MADRID, 15 mar (Reuters) - Bankia, Caixabank Ibercaja, Unicaja, Kutxabank y Grupo BMN, representadas en la comisión ejecutiva del consejo de la CECA, decidieron este jueves adherirse al código de buenas prácticas del Gobierno que contempla en última instancia la dación en pago para clientes que no puedan afrontar los créditos hipotecarios en determinados supuestos.

"Se espera que el resto de entidades asociadas a la CECA anuncien, si no lo han hecho ya, su adhesión en los próximos días, una vez evaluados los correspondientes impactos en su cartera de préstamos", dijo el jueves la confederación española de cajas de ahorros en un comunicado.

De hecho, la nacionalizada NovaCaixaGalicia también firmó este miércoles el código y se espera que el resto de las entidades que están en manos del Estado como Catalunya Caixa (CX), la intervenida Banco de Valencia y la recientemente adjudicada Unnim a BBVA lo suscriban.

La normativa, publicada el pasado sábado en el Boletín Oficial del Estado (BOE), establece la adhesión voluntaria de las entidades financieras al código, pero esta acogida se convierte en obligatoria una vez que las entidades la suscriben.

De hecho, la normativa, que tiene como objetivo aliviar la situación económica y social de las familias que se encuentran dentro del denominado umbral de exclusión, no ha estado exenta de ciertas críticas. El mismo viernes la patronal bancaria española (AEB) advirtió al Ejecutivo de que las entidades ya estaban asumiendo "funciones contra la exclusión que corresponden a las administraciones públicas", en lo que fue entendido como una cierta censura a la norma.

En el mercado se considera que el hecho de que la lista de adhesiones se fuera a hacer pública habría convencido a la mayoría de las entidades a firmarla por motivos de reputación.

En el transcurso de esta semana Santander, Bankinter, y esta tarde también Popular, han firmado el código de buenas prácticas al que también se ha suscrito Sabadell.

Para la CECA, la acogida de las cajas a esta normativa tiene especial relevancia teniendo en cuenta que la cuota de mercado en préstamos hipotecarios del sector de las cajas asciende al 55 por ciento. En el caso de la vivienda protegida la cuota se eleva hasta el 69 por ciento.

El plan aprobado por el Gobierno contempla como primera medida un plan de reestructuración de la deuda del cliente, en segunda instancia ofrece una quita de la misma y en último lugar la dación en pago o la entrega de la vivienda para saldar la deuda.

En líneas generales, se podrán acoger a esta medida las familias que tengan únicamente la vivienda hipotecada, que todos sus miembros estén en paro y su cuota hipotecaria exceda el 60 por ciento de sus ingresos.

Pero además, el valor de su vivienda no podrá superar los 200.000 euros en una ciudad como Madrid, un baremo que se va reduciendo dependiendo del tamaño del municipio hasta los 120.000 euros en localidades de menos de cien mil habitantes.

En España hay un millón y medio de familias con todos sus miembros en paro, y muchas de ellas no pueden pagar sus hipotecas. (Información de Jesús Aguado; editado por Jose Elías Rodríguez)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below