Un pueblo español quiere cultivar cannabis para pagar sus deudas

miércoles 7 de marzo de 2012 17:10 CET
 

Por Elena Gyldenkerne

RASQUERA, Gerona, 7 mar (Reuters) - Una pequeña localidad de Cataluña cree haber encontrado la solución para pagar sus deudas: cultivar cannabis.

Enclavado en un valle de una de las regiones más pintorescas de España, la localidad gerundense de Rasquera ha aceptado ceder terrenos municipales para el cultivo de marihuana, una idea que el Ayuntamiento espera que les ayude a pagar sus deudas de 1,3 millones de euros en dos años.

El Ayuntamiento no ha querido informar de la localización exacta de los terrenos mientras el Gobierno central investiga la legalidad del proyecto. La Generalitat también ha pedido más información al pueblo sobre su plan.

Los ayuntamientos españoles están ahogados por las deudas después de que la burbuja inmobiliaria explotara en 2008 tras una década de 'boom' vinculado a la construcción. Casi uno de cada cuatro trabajadores está en paro y muchas ciudades adeudan meses de salarios a los barrenderos y otros servicios municipales.

Ahora el Gobierno les está exigiendo apretarse el cinturón aún más, dentro de un duro ajuste presupuestario obligado por los compromisos con la Unión Europea, en plena crisis de deuda de la eurozona.

El alcalde de Rasquera, una localidad de 900 habitantes, sostiene que el proyecto no solo beneficiará a los vecinos, sino que acabará con la delincuencia organizada y la evasión fiscal asociada con el cannabis gracias a la supervisión pública.

"Queremos acabar con las mafias, queremos acabar con el mercado negro, con la economía sumergida", dijo Bernat Pellisa, alcalde de Rasquera desde hace nueve años.

"Y este humilde alcalde lo único que hay intentado es fiscalizar todo esto para repercutirlo en beneficios para la sociedad y los vecinos de nuestro pueblo", añadió.   Continuación...