ENFOQUE-Falta de dinero público ahoga servicios sociales España

lunes 5 de marzo de 2012 17:45 CET
 

Por Rodrigo De Miguel

MADRID, 5 mar (Reuters) - Los servicios sociales en España ven cada vez más amenazada su cobertura por cierres y recortes de personal entre graves problemas de liquidez de las administraciones públicas, pese a una demanda creciente reflejada en abarrotados comedores sociales y cada vez más gente sin hogar en un país con más de 5 millones de desempleados.

"Esta dinámica (de más pobreza y menos cobertura social) venía dándose desde tiempo atrás. Lo que hace la crisis es acelerar esas dinámicas", dijo Carlos Alberto Castillo Mendoza, director de la sección de Sociología de la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Complutense de Madrid.

La financiación de estos servicios --que atienden desde enfermos mentales y drogodependientes hasta mujeres maltratadas-- dependen en gran parte, cuando no únicamente, de subvenciones de endeudadas Comunidades Autónomas (CCAA) y ayuntamientos, que restringen al máximo su gasto para cumplir los objetivos de déficit y atender a un elevado volumen de crédito pendiente de pago.

Con un 21,8 por ciento de la población española por debajo del umbral de la pobreza, según datos oficiales, y la tasa de desempleo más alta de la zona euro, el sector de atención social cobra una especial importancia y amenaza con reducirse drásticamente por falta de pago, cuando no por recortes.

El comedor social Ave María, uno de los que distribuyen gratuitamente alimentos en Madrid, se ve cada mañana desbordado por una pequeña multitud que no para de crecer. Financiado por caridad y gestionado por la Iglesia católica, el centro es una de las escasas excepciones que escapan a la "quiebra".

"Ahora hay mucha gente 'normal' que se ha quedado en el paro y tiene que venir, les cuesta por vergüenza (...) En el momento en que el paro aumenta, con el tiempo la gente se queda sin subsidio, y cuando se acaban los recursos, hay que recurrir a los servicios sociales", explica Paulino Alonso, coordinador del comedor.

Sin embargo, la red contra la pobreza EAPN España - que engloba a decenas de organizaciones sociales desde Cruz Roja a Cáritas - cifra en 450 millones de euros la deuda pendiente de cobro de los organismos públicos.

"Se están produciendo retrasos de pago en centros de atención de personas, y éstos, que en algunas casos son muy prolongados, están afectando a su probabilidad de supervivencia. Hay algunos que están cerrando o a punto de cerrar, que no pueden continuar sin fondos", dijo Carlos Susias, director general de EAPN España.   Continuación...