7 de octubre de 2011 / 11:59 / hace 6 años

Bancos españoles afrontan abultados vencimientos en 2012

5 MIN. DE LECTURA

* Bancos enfrentan vencimientos por 130.000 mlns

* Cierre de mercados financiación amplifica problemas de liquidez

* Financiación ultra-barata del BCE sólo tapa agujeros, dicen analistas

Por Sonya Dowsett y Aimee Donnellan

MADRID, 7 oct (Reuters) - Los bancos españoles afrontan abultados vencimientos el próximo año en un momento en el que el cierre de los mercados de financiación y voces para elevar las provisiones con las que afrontar la depreciación de los activos inmobiliarios han puesto el foco del problema en la liquidez.

En torno a unos 130.000 millones de euros de deuda emitida por las entidades vence en 2012, según datos de Thomson Reuters.

El grueso de la deuda corresponde a emisiones a tres años de plazo realizadas en 2008 y avaladas por el Estado.

Con los mercados de financiación prácticamente cerrados, las entidades están acudiendo en busca de fondos al Banco Central Europeo (BCE) y los bancos se ven obligados a depositar más garantías debido a la depreciación de activos crediticios.

"Es inconcebible que bancos débiles continúen financiándose de esta manera", dijo Mauricio Noeo, experto en emisiones de cédulas hipotecarias de Deutsche Bank.

El BCE acaba de ofrecer a los bancos europeos dos nuevas subastas, a 12 y a 13 meses, a tipo fijo y sin límite de cantidad, y además anunció que comprará "covered bonds" o cédulas hipotecarias, tal como se conocen en España, por importe de 40.000 millones de euros en un intento por recuperar la confianza en el sector.

Analistas e inversores acogieron esta iniciativa como una medida que contribuirá a aliviar la presión inmediata sobre el sector y las acciones de los bancos europeos subieron, aunque advirtieron que se trataba de una medida para tapar agujeros.

Las apelaciones de la banca española al BCE ascendieron hasta los 82.000 millones de euros en agosto desde los 57.000 millones de julio, debido a que las entidades no fueron capaces de acudir al mercado en busca de financiación en un momento en el que la prima de riesgo de la deuda española se situó por encima de los 400 puntos básicos, alcanzando niveles récord desde la introducción del euro.

Esto hizo recordar los momentos de tensión vividos en el verano de 2010, cuando las apelaciones al BCE alcanzaron máximos después de que las preocupaciones por un elevado déficit colocaran a España en el epicentro sobre el futuro de la eurozona.

"El BCE es la única opción que queda a los bancos españoles que han saturado completamente el mercado de emisiones privadas. La base de inversores continúa replegándose mientras los daños se hacen más grandes en Europa", dijo un operador del mercado de emisiones privadas.

El mercado de emisiones privadas está prácticamente cerrado para los bancos españoles, dijo el operador, e incluso las grandes entidades están pagando ahora primas de hasta 60 puntos básicos adicionales a los pagados en mayo.

Los bancos españoles tenían 55.000 millones de euros de deuda emitida en mayo de este año, agregó, y esto se ha reducido a 34.000 millones de euros, lo que supone un descenso del 40 por ciento.

Guerra De depósitos

Santander , el primer banco español y uno de los más solventes en Europea, anunció a mediados de septiembre una emisión de pagarés de entre 5.000 y 7.500 millones de euros a un plazo de entre 3 y 18 meses y con rentabilidades de entre el 3 y el 3,75 por ciento en función del vencimiento .

En el mercado de emisiones de cédulas hipotecarias, los banqueros esperan que los mercados permanezcan cerrados hasta el próximo año a no ser que se alcance una solución paneuropea para resolver la crisis de la deuda soberana.

Mientras la deuda soberana siga bajo presión, los bancos serán incapaces de salir a los mercados, aseguran. La prima de riesgo entre el bono español de referencia a diez años y el par alemán se ha alejado de los máximos de principios de agosto, pero todavía está por encima de los 300 puntos básicos .

Algunas entidades como CaixaBank y BBVA han logrado realizar algunas emisiones de cédulas hipotecarias que han podrían haber sido compradas por sus propios gestores de patrimonios debido a los precios bajos logrados, según Citigroup.

"Este tipo de emisiones no son normales y muestran el nivel de estrés que hay actualmente en el mercado de bonos", dijo el banco.

En el mercado se ha vuelto a reiniciar una guerra por el pasivo que presiona los márgenes de la banca y en el que se ven ofertas agresivas para captar depósitos con intereses del 4 por ciento.

Por ejemplo, Bankia está ofreciendo un interés del 4,55 por ciento sobre una cuenta remunerada a 36 meses -- más del doble del Euribor , la referencia más utilizada para calcular los préstamos hipotecarios en España.

Citigroup considera que las nuevas campañas contribuirán a estrechar el margen entre lo que los bancos pagan por los depósitos versus lo que cobran por los préstamos, dañando los ingresos desde el cuarto trimestre de 2011. (Información adicional de Helene Durand en Londres; traducido por Jesús Aguado; editado en español por Jose Elías Rodríguez)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below