Gas Natural aumenta un 9,4% sus resultados en 2012

martes 19 de febrero de 2013 10:52 CET
 

MADRID (Reuters) - El grupo de gas y electricidad Gas Natural anunció el martes un incremento del 9,4 por ciento en su resultado bruto de explotación (ebitda) en 2012 gracias al buen comportamiento de su negocio liberalizado de gas.

En una nota a la CNMV, el grupo dijo que su Ebitda en 2012 ascendió a 5.080 millones de euros frente a los 5.043 millones pronosticados por los analistas, cumpliendo su objetivo de superar los 5.000 millones de euros anunciado en su plan estratégico hasta 2014.

Este plan, que está en revisión y que se espera se anuncie modificado y ampliado en mayo, contemplaba también un beneficio neto de 1.500 millones de euros para 2012, aunque Gas Natural se quedó ligeramente por debajo de esta meta, registrando una ganancia de 1.441 millones de euros en el periodo.

Los analistas esperaban de media un beneficio neto de 1.429,8 millones de euros.

Los ingresos de Gas Natural subieron un 18,2 por ciento a 24.904 millones de euros.

En cuanto a su posición financiera, el grupo cerró 2012 con una deuda financiera neta de 15.995 millones, frente a 17.294 millones de euros a cierre de 2011. El apalancamiento según la ratio deuda neta/Ebitda se situó en 3,1 veces con un ratio de endeudamiento del 51,8 por ciento, en línea con el objetivo del grupo en el plan a 2012.

Sin considerar el déficit de tarifa pendiente de recuperar, la deuda financiera neta se situaría en 14.930 millones que representa un ratio Deuda financiera neta/EBITDA de 2,9 veces.

 
El grupo de gas y electricidad Gas Natural anunció el martes un incremento del 9,4 por ciento en su resultado bruto de explotación (ebitda) en 2012 gracias al buen comportamiento de su negocio liberalizado de gas. En la imagen, el presidente del gigante energético español Gas Natural, Salvador Gabarro (I) y el consejero delegado, Rafael Villaseca, durante una rueda de prensa antes de la asamblea general de accionistas en el Palacio de Congresos de Cataluña, en Barcelona, en una foto de archivo del 26 de junio de 2009. REUTERS/Albert Gea