El Ibex-35 mantiene las caídas a media sesión, los grandes valores caen

viernes 15 de febrero de 2013 13:46 CET
 

MADRID (Reuters) - La Bolsa española mantenía el viernes a media sesión las caídas de la mañana, con descensos en sus principales valores incluido el preponderante sector bancario, en una jornada en la que los inversores se mantenían cautos a la espera de la reunión del G-20 en Moscú.

"Parecía que el levantamiento de cortos (posiciones vendedoras con acciones prestadas) iba a traer un mayor volumen al Ibex-35, pero la gente está esperando que pase el tema político, el G20. Todo el mundo está asustado y espera a que pase", dijo David González, operador de Renta 4.

El grupo de las 20 mayores economías desarrolladas y emergentes del mundo se reúnen este viernes y sábado en la capital rusa, donde se prevé que aborden las recientes tensiones en el mercado de divisas, aunque los analistas no esperan que se fijen objetivos para el tipo de cambio.

El mercado, que la víspera recogió con decepción los flojos datos de crecimiento económico en la zona euro, buscará pistas sobre la salud económica global en los datos adelantados de febrero en Estados Unidos sobre la actividad económica.

En el mercado de deuda, el diferencial de la deuda española a 10 años frente a su equivalente alemán se mantenía estable en 358 puntos básicos (pb), un nivel similar al del cierre bursátil de la víspera.

A las 1312 horas, el Ibex-35 cedía un 0,52 por ciento a 8.200.1 puntos, mientras el paneuropeo Eurofirst operaba prácticamente plano.

Entre los grandes valores, Santander cedía un 0,69 por ciento, mientras que su rival BBVA perdía un 0,14 por ciento.

También en el sector bancario, aunque fuera del selectivo, Bankia prolongaba su caída del jueves (-12 por ciento) y retrocedía un 13 por ciento. La nacionalizada confirmó esta mañana que ha contratado a Rothschild para buscar compradores de sus participaciones empresariales.

Las empresas participadas por Bankia estaban entre las caídas más pronunciadas.   Continuación...

 
La Bolsa española mantenía el viernes en la apertura la debilidad de las dos últimas sesiones al pesar sobre el ánimo de los inversores unos malos datos macroeconómicos europeos, con el foco de la jornada puesto en la reunión del G-20 en Moscú. En la imagen, un hombre en la Bolsa de Madrid el 27 de julio de 2012. REUTERS/Susana Vera