Deutsche Bank asume una gran pérdida para intentar acabar con el escándalo

jueves 31 de enero de 2013 20:13 CET
 

FRÁNCFORT, Alemania (Reuters) - Deutsche Bank informó el jueves de sus peores pérdidas en un trimestre desde hace cuatro años, al asumir cargos por 2.600 millones de euros para intentar poner fin a una serie de escándalos y limpiar sus cuentas sin pedir capital extra a sus accionistas.

Deutsche Bank dijo que la pérdida antes de impuestos respondía en parte a un cargo de 1.000 millones de euros para cubrir costos legales, incluyendo su potencial exposición a un escándalo por fijar tipos de interés.

Además, el banco anunció un cargo de 1.900 millones de euros por un bajo rendimiento de algunos de sus activos, que pasaron a ser considerados "secundarios" para su potencial escisión o venta, como parte de una maniobra para reforzar su balance y evitar un aumento de capital.

"Hemos sido muy consistentes. Dijimos que no creemos que sea en el mejor interés de nuestros accionistas. Hemos demostrado que estamos dispuestos a soportar el dolor", declaró Anshu Jain, copresidente del banco, cuando se lo consultó por un aumento de capital.

"Dicho esto, claramente, es un mundo muy incierto. Hay un plan B. No vamos a descartar ninguna opción que sea en el mejor interés de Deutsche Bank", continuó.

Deutsche Bank está implicado en varias disputas legales, entre ellas una que comenzó hace una década por la bancarrota de la empresa alemana Kirch Media Group y un escándalo por el plan de compraventa de derechos de emisión de dióxido de carbono. También es uno de los alrededor de una docena de bancos investigados oficialmente por supuestamente manipular los tipos de interés interbancarios, como el Libor.

El banco dijo que aún es pronto para saber si las acusaciones de que empleados suyos participaron en la manipulación del Libor se cerrarán este año. El banco suizo UBS y el británico Barclays han pagado casi 2.000 millones de dólares (unos 1.480 millones de euros) en acuerdos judiciales por este asunto.

CAPITAL PRINCIPAL

Los bancos de todo el mundo están recortando costes y vendiendo o desprendiéndose de activos débiles, en un intento por cumplir con las normas de capital más estrictas que tienen como meta impedir una repetición de la crisis financiera de 2008.   Continuación...

 
Deutsche Bank informó el jueves de sus peores pérdidas en un trimestre desde hace cuatro años, al asumir cargos por 2.600 millones de euros para intentar poner fin a una serie de escándalos y limpiar sus cuentas sin pedir capital extra a sus accionistas. Imagen de los dos copresidentes, Anshu Jain (dcha.), y Jürgen Fitschen, en la rueda de prensa anual de resultados del banco celebrada el 31 de enero en la ciudad alemana de Fráncfort. REUTERS/Lisi Niesner