El déficit comercial español, en la senda de una fuerte caída

lunes 21 de enero de 2013 12:45 CET
 

MADRID (Reuters) - El déficit comercial de España continuó hasta noviembre de 2012 su senda de fuerte desaceleración en un contexto definido por un mayor crecimiento de las exportaciones y una caída de las importaciones en un clima de contracción económica, mostraron el lunes cifras divulgadas por el ministerio de Economía.

El déficit comercial se redujo a noviembre hasta 29.463,3 millones de euros, equivalente a una caída de un 29,5 por ciento interanual.

Mientras las exportaciones de mercancías continuaron creciendo hasta los 204.855,3 millones de euros, con un alza del 3,7 por ciento interanual, las importaciones cayeron un 2,1 por ciento, hasta los 234.318 millones de euros.

Por su parte, la tasa de cobertura - las importaciones que se pueden pagar con las exportaciones - alcanzó hasta noviembre un nuevo máximo histórico del 87,4 por ciento, la mayor en la economía española desde 1972, cuando comenzó la serie.

Según el departamento de Comercio, unidad dependiente del ministerio de Economía, los principales sectores exportadores fueron los bienes de equipo y alimentos.

Los productos químicos, automóvil y semimanufacturas también se encontraron entre los bienes más vendidos al exterior.

ESPAÑA MANTIENE SUPERÁVIT CON EUROPA

El saldo comercial de España con la UE alcanzó un superávit hasta noviembre de 11.298 millones de euros, frente a los 4.695,7 millones del mismo periodo de 2011.

Con la zona euro, el superávit ascendió hasta los 7.170,4 millones, comparado con los 2.407,6 millones hasta noviembre de 2011.   Continuación...

 
El déficit comercial de España continuó hasta noviembre de 2012 su senda de fuerte desaceleración en un contexto definido por un mayor crecimiento de las exportaciones y una caída de las importaciones en un clima de contracción económica, mostraron el lunes cifras divulgadas por el ministerio de Economía. En la imagen de archivo, botellas de aceite de oliva en una fábrica de Dos Hermanas, Sevilla, el 21 de septiembre de 2012. REUTERS/Marcelo del Pozo