Los bancos españoles muestran interés en una operación con Popular

martes 16 de mayo de 2017 19:25 CEST
 

Por Jesús Aguado y Angus Berwick

MADRID (Reuters) - Varios bancos españoles, incluida la nacionalizada Bankia, han mostrado interés en una potencial operación corporativa con Banco Popular, mientras sus nuevos gestores estudian opciones para solucionar los problemas de la entidad, lastrada por miles de millones de activos tóxicos.

En un hecho relevante al regulador, Popular dijo el martes que ha intercambiado información con varias entidades que han manifestado interés en "una combinación de negocios" con el banco, que solicitó a los interesados confirmar su interés preliminar el mismo martes.

Una fuente conocedora del proceso dijo que todos los grandes bancos españoles habían mirado el balance del Popular el fin de semana, antes de expresar su posible interés en la entidad.

"Todos los bancos españoles han mirado este fin de semana los expedientes de riesgo del banco y una muestra de interés de los activos del banco, entre ellos los activos adjudicados, además de información comercial de la entidad", dijo la fuente.

"Antes de las 1830 horas (del martes) tenemos que dar nuestra muestra de interés. Nos han pedido precio y estructura", añadió sobre un proceso que no es vinculante.

El ministro de Economía español, Luis de Guindos, dijo el martes que Bankia era uno de varios bancos que estaba analizando la situación de Popular.

Los analistas dicen que una fusión entre Popular y Bankia sería complementaria y crearía un gigante doméstico que competiría con los otros tres grandes bancos: Santander, BBVA y Caixabank.

Fuentes bancarias dijeron que Santander y BBVA también estaban mirando Popular, y los consejeros delegados de ambas entidades dijeron en las últimas presentaciones de resultados que analizarían oportunidades en su mercado doméstico, aunque los dos dijeron que estaban centrados en el crecimiento orgánico.   Continuación...

 
Varios bancos españoles, incluida la nacionalizada Bankia, han mostrado interés en una potencial operación corporativa con Banco Popular, mientras sus nuevos gestores estudian opciones para solucionar los problemas de la entidad, lastrada por miles de millones de activos tóxicos.. En la imagen de archivo, el logo del banco en su sede en Lisboa, Portugal, el 17 de marzo de 2016. REUTERS/Rafael Marchante