El FMI advierte del riesgo de populismo por la debilidad económica mundial

martes 4 de octubre de 2016 15:50 CEST
 

Por David Lawder

WASHINGTON (Reuters) - El Fondo Monetario Internacional mantuvo el martes sin cambios su previsión de un débil crecimiento de la economía mundial y advirtió de que un estancamiento prolongado podría generar más tendencias populistas contra el comercio y la inmigración, perjudicando la actividad, la productividad y la innovación.

En la última actualización de su Panorama Económico Mundial, el FMI dijo que un menor crecimiento de Estados Unidos en 2016 por un débil primer semestre se vería compensado por un fortalecimiento de la actividad en Japón y Alemania y en algunos mercados emergentes como Rusia e India.

El Fondo mantuvo invariable su estimación de crecimiento de la economía mundial en un 3,1 por ciento para 2016 y un 3,4 por ciento para 2017, tras recortar sus previsiones durante cinco trimestres consecutivos.

"En su conjunto, la economía mundial ha tenido un movimiento lateral", dijo el economista jefe del FMI, Maurice Obstfeld, en un comunicado.

"Sin una acción política decidida para apoyar la actividad económica a corto y largo plazo, el crecimiento a los niveles recientes corre el riesgo de perpetuarse".

Los nuevos pronósticos se hicieron públicos mientras los reguladores internacionales empezaban a reunirse en Washington para las reuniones anuales del FMI y del Banco Mundial esta semana.

El FMI dijo que las economías avanzadas en su conjunto reducirían su crecimiento en 2016 un 0,2 por ciento con respecto a lo previsto en julio, hasta un 1,6 por ciento, mientras que los países emergentes y en desarrollo mejorarían sus cifras 0,1 puntos porcentuales, a un 4,2 por ciento.

El FMI dijo que su pronóstico de 2017 para ambos grupos se mantenía invariable, con una previsión para las economías avanzadas de un crecimiento de un 1,8 por ciento y para los mercados emergentes de un 4,6 por ciento.   Continuación...

 
El FMI advierte del riesgo de populismo por la debilidad económica mundial
 En la imagen, el logo del Fondo Monetario Internacional en Washington. REUTERS/Yuri Gripas