La temporada turística deja el paro en España en mínimos de siete años

martes 2 de agosto de 2016 11:17 CEST
 

MADRID (Reuters) - El tirón de las contrataciones de verano contribuyó a reducir el paro registrado en España en julio por quinto mes consecutivo, situándose en su cifra más baja desde agosto de 2009, gracias a un sector servicios que se benefició de la temporada alta turística.

El número de parados bajó en 83.993 personas, hasta 3,68 millones de personas, su mayor reducción para un mes de julio desde el año 1997, según informó el martes el Ministerio de Empleo.

El Gobierno en funciones de Mariano Rajoy, que prevé que el nivel de paro se sitúe a cierre del año en el 18,6 por ciento, recibió con optimismo la nueva caída del desempleo, cuyo alto nivel y lenta disminución es el mayor exponente de la crisis de la que se está recuperando la economía española.

"Nuestro país necesita ya un Gobierno con la misión de dar nuevos y vigorosos estímulos a la recuperación y el empleo. Una recuperación a medias dejaría en nada los esfuerzos de los españoles", dijo Rajoy el martes, poco antes de reunirse con el líder socialista, Pedro Sánchez, en pleno bloqueo para la formación de un nuevo Gobierno.

En términos desestacionalizados, la bajada en el mes de julo fue de 48.573 personas, con lo que la variación mensual se ha reducido en 38 de los últimos 39 meses. Frente a julio de 2015, el paro ha bajado en 363.215 personas, dijo el ministerio.

Al mismo tiempo, la afiliación a la Seguridad Social aumentó en julio en 84.721 personas y se situó en 17,845 millones de ocupados.

Sin tener en cuenta el calendario, la ocupación creció en 41.463 personas, mientras que en términos interanuales la afiliación se incrementó en 529.804 personas.

Con los datos de julio, se han recuperado 1,69 millones de ocupados de los más de 3,3 millones que se llegaron a perder durante la crisis.

Los sindicatos no compartieron el entusiasmo del Ejecutivo ante los datos del paro, y destacaron que casi la mitad de los desempleados no tiene prestación, nueve de cada diez contratos son temporales y cuatro de cada diez indefinidos son a tiempo parcial.

"Estos resultados son las consecuencias de las reformas laborales y sus secuelas, así como de las políticas de empleo ineficaces, más basadas en la reducción de costes por la vía de la devaluación salarial y de las bonificaciones de cotizaciones sociales, que en la mejora de la empleabilidad de los desempleados", dijo UGT.

Según el Ministerio de Empleo, la cobertura de las prestaciones por desempleo llegó en junio (último dato disponible) al 55,1 por ciento de los parados frente al 55,7 por ciento en el mismo mes del año anterior y el gasto por desempleo bajó a 1.450 millones de euros desde los 1.608 millones en junio de 2015.

 
El paro registrado en España descendió en julio por quinto mes consecutivo, situándose en su cifra más baja desde agosto de 2009, según mostraron el martes los datos del Ministerio de Empleo. En esta imagen de archivo, una mujer entra en una oficina de empleo en Madrid, el 2 de octubre de 2015. REUTERS/Andrea Comas