4 de julio de 2016 / 9:57 / en un año

El "brexit" agita el mercado inmobiliario londinense

La decisión del Reino Unido de salir de la Unión Europea ha dañado el sector inmobiliario en la última semana, provocando la congelación de los préstamos a los compradores por parte de un banco extranjero y el abandono de acuerdos comerciales. En la imagen de archivo, edificios del distrito financiero londinense de Canary Wharf. REUTERS/Toby Melville/File Photo

LONDRES (Reuters) - La decisión del Reino Unido de salir de la Unión Europea ha dañado el sector inmobiliario en la última semana, provocando la congelación de los préstamos a los compradores por parte de un banco extranjero y el abandono de acuerdos comerciales.

Sin embargo, al mismo tiempo algunos extranjeros están aprovechando la caída de la libra tras la consulta para realizar compras a precios que consideran de ganga.

El mercado de vivienda de Londres ha sido durante mucho tiempo un imán para los inversores, ya sea con casas extravagantes o emblemáticos edificios comerciales, y los precios en la capital llevan años disparados.

La clave para los inversores extranjeros será comprobar si la depreciación de la libra es suficientemente atractiva para compensar el vacío político, la esperada ralentización económica y las incertidumbres sobre el acceso al mercado tras el voto de los ciudadanos británicos a favor de salir de la UE.

El United Overseas Bank de Singapur ha detenido de manera temporal la concesión de hipotecas para viviendas en Londres. Otros bancos asiáticos han advertido también sobre los posibles riesgos de inversión.

Para los inversores británicos, la incertidumbre puede resultar prohibitiva, pese a que por lo general se considera que la vivienda es más rentable que otros activos seguros, dada la escasez de oferta.

“Sé que numerosos acuerdos se han venido abajo o ciertamente se han retrasado”, dijo Paul Firth, jefe del área inmobiliaria de la firma de abogados Irwin Mitchell LLP. “Todo el mundo se está tomando una pausa de momento para esperar a que se establezca una nueva normalidad”.

En un caso, la compra de un centro comercial por parte de un fondo de capital riesgo de EEUU por valor de 30 millones de libras se retrasó tras el referéndum por un periodo de al menos un par de meses a la espera de que el mercado se estabilice.

Otra operación en la que Irwin Mitchell estaba trabajando, la de una empresa francesa de productos de lujo, se congeló tras la consulta, según Firth.

Dijo que varios de sus “operaciones de inversión significativas” por valor de más de 30 millones de libras cada una, se han estancado. En estos acuerdos participaban principalmente inversores del Reino Unido pero también algunos extranjeros. Una operación en la que la firma trabajaba, por valor de más de 40 millones de libras, se había materializado después del Brexit.

El voto del 23 de junio a favor de la salida de la UE ya ha causado la renuncia del primer ministro David Cameron y ha dividido profundamente al país.

El gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, dijo el jueves que la economía seguramente necesitaría más estímulos durante el verano ante el deterioro de las perspectivas. También dijo que las transacciones inmobiliarias se han reducido a la mitad desde el pico tocado el año pasado y que la actividad en el área residencial se había ralentizado de manera pronunciada.

El volumen de inversiones inmobiliarias en el área comercial del Reino Unido alcanzó los 10.700 millones de libras en los primeros tres meses de 2016, lo que supone una caída del 28 por ciento frente al mismo periodo de un año antes, y es el nivel trimestral más bajo desde el segundo trimestre de 2013, según análisis de junio de Cushman & Wakefield.

MAL DEL COMPRADOR, BENEFICIO PARA EL INVERSOR

También había señales de que las repercusiones del Brexit estaban beneficiando a los inversores profesionales como fondos privados a expensas de los compradores de viviendas, que podrían sufrir al igual que el conjunto de la economía.

Antes del referéndum, responsables económicos indicaron que la economía podía entrar en recesión y los precios de la vivienda caer entre un 10 y un 18 por ciento si el Reino Unido votaba a favor de la salida de la UE. Economistas consultados por Reuters antes de la votación dijeron que preveían que los precios de la vivienda no mostraran crecimiento el año que viene y que después repuntaran de nuevo si el Reino Unido decidía abandonar a sus socios comunitarios.

David Galman, director de ventas de Galliard Homes, dijo que inversores profesionales ya le habían contactado para ofrecerles comprar unidades que no desearan usuarios finales en la promoción residencial Skyline que lanzó en junio en las afueras de Londres.

Galliard Homes, segunda mayor constructora de viviendas en Londres, había ofrecido a los compradores cláusulas de rescisión para las 89 unidades por entre 200.000 y 250.000 libras en su urbanización en Slough, al oeste de Londres. Los compradores tenían la opción de retirar sus ofertas si estaban descontentos con el resultado de la votación sobre la UE.

Galman dijo que solo un cliente, “un comprador de primera vivienda”, había invocado la cláusula “brexit”, pero que ese piso ya se había vendido al mismo precio a un inversor profesional.

    “Anticipo que pueda descarrilar un número pequeño de las ventas en Slough por el ‘brexit’, todos usuarios finales nacionales asustados por el drama del ‘brexit’”, dijo.

Otra urbanización que ofreció una opción “brexit” era Two Fifty One, una torre de apartamentos de lujo de 41 pisos en el distrito londinense de Elephant and Castle, actualmente en proceso de gentrificación.

En mayo, durante el lanzamiento de varias plantas de la urbanización, se le ofreció a los compradores un “compromiso de garantía de devolución de dinero en caso de brexit”.

“Unos cuantos compradores han decidido no seguir adelante dada la incertidumbre del mercado”, dijo David Humbles, director general de Oakmayne, la promotora que dirige el proyecto. “Sin embargo, la mayoría sigue adelante con la compra”.

Tim Wright, director de promoción residencial en la firma JLL, dijo que incluido el proyecto Two Fifty One, 2 de las 20 promociones en la cartera que gestiona en Londres habían ofrecido cláusulas ‘brexit’ sobre un número limitado de viviendas.

“Hemos perdido en torno a un 25 por ciento de ese tipo de ventas”, dijo Wright. “Pero aún hay mucha gente que compró en esos términos que sigue con la idea de comprar”.

EL ATRACTIVO DE LONDRES

La fuerte caída de la libra tras la victoria del “brexit” podría contrarrestar algunos de los efectos de las subidas de impuestos introducidas en abril, que hicieron más cara la compra de viviendas, sobre todo en el centro de Londres, una zona de especial interés para los extranjeros. Había señales de que este efecto amortiguador ya estaba produciéndose en la parte alta del mercado residencial.

“Hemos realizado numerosas ventas”, dijo David Adams, a director general de la firma inmobiliaria de lujo John Taylor, que anticipa más interés procedente de Oriente Próximo cuando acabe el Ramadán en viviendas por valor de entre 2 y 6 millones de libras.

Dijo que habían había habido algo de interés y una oferta por bloques de apartamentos entre 23 y 45 millones de libras.

“Tenemos un repunte inmediato de ventas a Oriente Próximo, Estados Unidos y Asia, pero tenemos un descenso de compradores ingleses locales, por la inestabilidad política”.

Ed Mead, director ejecutivo en la agencia Douglas and Gordon, había observado un incremento del interés extranjero, pero dijo que en general el segmento alto del mercado londinense seguiría sufriendo la misma incertidumbre que la vista antes de la votación.

“La posible repercusión por equivocarte en términos políticos es grande y la gente lo único que quiere es estabilidad, tanto política como de la moneda”.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below