La fiscalía detalla las acusaciones de blanqueo de capitales contra ICBC

viernes 10 de junio de 2016 13:31 CEST
 

Por Angus Berwick

MADRID (Reuters) - La sucursal del banco chino ICBC en Madrid presuntamente recibió dinero en mochilas y cajas por parte de grupos criminales en España y envió el dinero a cuentas en China como parte de una trama de blanqueo de capitales que movió unos 90 millones de euros, según afirman los fiscales que investigan el caso.

Estos y otros detalles de las acusaciones contra ICBC han salido a la luz en un auto de la Audiencia que resume la investigación del presunto fraude, casi cuatro meses después de que la Guardia Civil registrara la oficina del banco público y arrestara a seis directivos.

En el documento, que recoge un informe del Ministerio Fiscal de principios de mayo, el fiscal indica que ICBC, el mayor banco del mundo en activos, presuntamente "funcionaba como un canal de blanqueo de rentas ilícitas" de organizaciones criminales.

No se menciona por su nombre a estas organizaciones, pero se indica que operaban en España y China y que estarían implicadas en presuntos delitos de fraude fiscal y contrabando, entre otros.

Los movimientos, dice el órgano fiscal, se troceaban en importes inferiores al umbral de los 50.000 euros para evitar que saltaran las alarmas.

Según se indica en el auto, las transferencias habrían ascendido a al menos 90 millones de euros entre los años 2011 y 2014, más del doble del importe indicado por la Oficina Europea de Policía (Europol) cuando se realizó el registro.

Aunque se trata de una parte pequeña de los 3,6 billones de dólares en activos que gestiona ICBC, fuentes conocedoras de la estrategia de la entidad dicen que a ICBC le preocupa que el caso amenace su crecimiento en Europa al dañar su reputación y atraer más atención de los reguladores.

En respuesta a las acusaciones, el presidente de la división europea de Industrial and Commercial Bank of China, con sede en Luxemburgo, dijo que cumple "estrictamente" la legislación y sigue mejorando su "capacidad de gestión contra el blanqueo de capitales" en los lugares en los que opera.   Continuación...

 
La sucursal del banco chino ICBC en Madrid presuntamente recibió dinero en mochilas y cajas por parte de grupos criminales en España y envió el dinero a cuentas en China como parte de una trama de blanqueo de capitales que movió unos 90 millones de euros, según afirman los fiscales que investigan el caso. En la imagen, agentes dxe la Guardia Civil en la sede del banco en Madrid durante una redada el pasado 17 de febrero. REUTERS/Sergio Perez