Repsol confirma pérdida histórica y recorta el dividendo un 20%

jueves 25 de febrero de 2016 11:00 CET
 

MADRID (Reuters) - Repsol confirmó el jueves que tuvo las primeras pérdidas anuales de su historia en 2015 a causa del desplome del precio del petróleo, un entorno que como a otras petroleras europeas le ha obligado a apretarse el cinturón y tomar medidas drásticas como la de recortar su dividendo.

Además de confirmar unas pérdidas netas anuales de 1.227 millones tras multimillonarias provisiones por la caída del crudo, el grupo participado por La Caixa anunció un recorte del 40 por ciento en el dividendo complementario, que será este año de 0,30 euros por acción.

Trasladado al conjunto del ejercicio, la rebaja para la retribución al accionista es de aproximadamente el 20 por ciento.

Las acciones de Repsol capitalizaban positivamente la noticia con un alza del 4 por ciento, el doble que el Ibex-35, pese a la persistente caída del Brent tras una medida que podría aliviar parcialmente la presión sobre sus amenazados rating de deuda.

La constructora Sacyr, otro de los accionistas de referencia de Repsol, caía un 0,6 por ciento, aunque lejos de los peores niveles del día, mientras que Caixabank sumaba un 2 por ciento.

El recorte del dividendo era una de las medidas con las que especulaba el mercado para repeler el envite de agencias de calificación crediticia como Standard and Poor's, que tiene en revisión el rating de BBB-, último peldaño del grado de inversión.

Otra podría ser la venta de parte de su 30 por ciento en Gas Natural, su activo más líquido con un valor en bolsa cercano a los 5.000 millones de euros, que será uno de los focos de atención en la teleconferencia prevista para las 1130 horas.

"El recorte (del dividendo) ... no resuelve el riesgo de rebaja del investment grade por lo que seguimos esperando una desinversión en Gas Natural. Este será el tema clave de la conference call", dijeron analistas de Banc Sabadell en un informe para clientes.

  Continuación...

 
Repsol confirmó el jueves que perdió 1.227 millones de euros en 2015 por las multimillonarias provisiones vinculadas al desplome del precio del petróleo y acompañó las cuentas con un recorte del dividendo anual del 20 por ciento, una medida que aliviaría la presión sobre su rating de deuda.  En la imagen de archivo, sede de Repsol en Madrid el 16 de diciembre de 2014. REUTERS/Andrea Comas