La confianza inversora alemana, sin cambios en diciembre pese a más riesgos

martes 13 de diciembre de 2016 11:36 CET
 

BERLÍN (Reuters) - La confianza entre analistas e inversores alemanes era estable en diciembre, según un sondeo publicado el martes, lo que sugiere que el mercado es relativamente optimista sobre las perspectivas de crecimiento para la mayor economía de Europa pese a los riesgos externos crecientes.

El instituto ZEW, con sede en Mannheim, dijo que su sondeo mensual arrojó una lectura estable para su índice de sentimiento económico en diciembre, igualando los 13,8 del mes anterior. La cifra se situó ligeramente por debajo de las previsiones de Reuters, que estimaba una subida a 14,0.

Una valoración independiente de las condiciones actuales de la economía subió a 63,5 puntos desde 58,8 en noviembre. Fue un dato mejor que el consenso de Reuters, que preveía un ligero incremento a 59,1.

El presidente del ZEW Achim Wambach dijo que la valoración general de los inversores era bastante postiva. "Esto se apoya en las cifras positivas de crecimiento del PIB recientemente publicadas para la zona euro en el tercer trimestre", dijo.

La economía de la zona euro creció un 0,3 por ciento trimestralmente, apoyada en el consumo de los hogares y el gasto del sector público, pese a la decisión de Reino Unido de salir de la Unión Europea adoptada en junio en referéndum.

"Los considerables riesgos económicos que afloran de la tensa situación en el sector bancario italiano, además de los riesgos políticos que rodean las próximas elecciones en Europa, parecen haber pasado a un segundo plano de momento", agregó Wambach.

(Información de Michael Nienaber; Traducido por Emma Pinedo)

 
La confianza entre analistas e inversores alemanes era estable en diciembre, según un sondeo publicado el martes, lo que sugiere que el mercado es relativamente optimista sobre las perspectivas de crecimiento para la mayor economía de Europa pese a los riesgos externos crecientes. En la imagen, contenedores en el puerto de Hamburgo el 23 de septiembre de 2012.  REUTERS/Fabian Bimmer/File Photo