30 de noviembre de 2016 / 14:42 / hace un año

El Gobierno abre el viernes la batalla para aprobar el presupuesto de 2017

El Gobierno español dará el viernes luz verde al techo de gasto para 2017 y al plan presupuestario para cumplir con la senda de déficit pactada con Bruselas, que incluirá subidas de impuestos al alcohol, tabaco, bebidas azucaradas y para las grandes empresas, dijo el miércoles una fuente del Ejecutivo. En la imagen, el ministro de Hacienda Cristóbal Montoro durante una rueda de prensa en Madrid, 31 de marzo de 2016. REUTERS/Andrea Comas

MADRID (Reuters) - El Gobierno español dará el viernes luz verde al techo de gasto para 2017 y al plan presupuestario para cumplir con la senda de déficit pactada con Bruselas, que incluirá subidas de impuestos al alcohol, tabaco, bebidas azucaradas y para las grandes empresas, dijo el miércoles una fuente del Ejecutivo.

La aprobación del límite de gasto no financiero por el Consejo de Ministros supone el primer paso para la elaboración de las cuentas para el año que viene, que el Ejecutivo del Partido Popular tendrá que sacar adelante negociando con la oposición al carecer de la mayoría absoluta de la pasada legislatura.

Tras la parálisis política vivida por el país durante este año, que impidió la formación de un Gobierno hasta hace apenas un mes, Madrid optó por prorrogar los presupuestos de este año para el próximo, pero faltaban por ajustar más de 5.000 millones de euros para cumplir con Bruselas en 2017.

Con los cambios tributarios y un nuevo plan de lucha contra el fraude, el Gobierno pretende garantizar a la Unión Europea que contará con ingresos adicionales para bajar del déficit del 4,6 por ciento del PIB previsto para 2016 al 3,1 por ciento marcado para 2017, en un contexto de sólido crecimiento económico.

El grueso de la recaudación adicional provendrá de la eliminación de diversas deducciones en el impuesto de sociedades para las grandes empresas, siendo la más significativa la de limitar la compensación de pérdidas acumuladas en los años de crisis, que el ministro de Economía, Luis de Guindos, calificó recientemente de “agujero” en los ingresos fiscales.

SUBIDA EN IMPUESTOS ESPECIALES

Además, según una fuente del Gobierno, se aprobará un incremento de los impuestos sobre el alcohol -aunque no afectarán ni al vino ni a la cerveza- y el tabaco, y se dará luz verde a un tributo especial sobre las bebidas azucaradas, siguiendo la reciente recomendación en este sentido realizada por la Organización Mundial de la Salud.

Pese a haberse especulado con algún cambio en hidrocarburos, finalmente no habrá una subida en este capítulo, según la misma fuente.

Para ayudar en el ajuste, el ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, adelantó el miércoles en el Congreso que tiene previsto aplicar nuevas medidas para ahorrar 900 millones de euros en el sector público en 2017, aunque no detalló cómo se llevarán a cabo dichos ajustes.

CONSOLIDAR AHORROS EN TECHO DE GASTO

Respecto al límite de gasto no financiero del año que viene -el llamado techo de gasto-, el Gobierno buscará previsiblemente consolidar el ahorro de 5.000 millones de euros registrado este año por los menores intereses de la deuda, el acuerdo de no disponibilidad y el adelanto del cierre del ejercicio presupuestario.

“El proyecto del Gobierno no implicará reducciones de gasto de bienestar y prácticamente ninguno en la categoría de gasto público”, dijo Montoro el miércoles en la sesión de control al Gobierno.

El ministro ya apuntó la semana pasada a que la cifra de la que partiría para hacer el cálculo del techo de gasto para 2017 no son los más de 123.000 millones de euros aprobados para este ejercicio, sino los 118.000 millones realmente ejecutados.

El Ejecutivo confía también en engordar las arcas estatales con un nuevo plan de lucha contra el fraude que incrementará los controles del IVA y reducirá los pagos en efectivo.

En una reunión muy cargada de asuntos económicos, en la mesa del Consejo de Ministros del viernes también estará la aprobación de los objetivos de déficit y deuda públicos de los próximos tres ejercicios.

Para ello, el Gobierno reúne el jueves a los responsables presupuestarios de las Comunidades Autónomas con el objetivo de acordar el reparto de la nueva senda de consolidación fiscal suavizando previsiblemente el ajuste exigido a las regiones.

El Ejecutivo confía en llegar a un acuerdo con las comunidades, gobernadas en su mayoría por la oposición, para despejar al menos la aprobación en las Cortes del techo de gasto y de los objetivos de déficit y de deuda, a la espera de las posteriores negociaciones de los presupuestos.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below