6 de junio de 2010 / 16:20 / hace 7 años

ACTUALIZA- Heridos por avalancha en amistoso en Sudáfrica

4 MIN. DE LECTURA

(añade información y citas)

Por Javier Leira

JOHANESBURGO, 6 jun (Reuters) - Al menos 20 personas resultaron heridas el domingo cuando hinchas forcejearon para entrar a ver el amistoso entre las selecciones de fútbol de Nigeria y Corea del Norte en un estadio de Johanesburgo, dijo la policía, en el primer gran revés de seguridad del Mundial.

Mveli Nhlapo, portavoz del operativo policial en el estadio, dijo a periodistas que había 20 personas heridas. Poco antes, un oficial que no quiso dar a conocer su nombre afirmó a Reuters que nueve personas habían sido trasladadas en ambulancia a un hospital cercano y que un agente tenía heridas graves.

Entre los heridos había dos niños, dijeron testigos.

Los problemas se iniciaron poco antes del amistoso entre las selecciones que se preparan para jugar el Mundial que comienza el viernes 11, cuando cientos de personas que querían entrar al estadio comenzaron a presionar las vallas.

La policía trató de mantenerlos fuera y en los forcejeos se produjeron los heridos.

Un testigo Reuters vio cuatro personas ensangrentadas, una de ellas con una profunda herida en la cabeza.

"Yo estaba intentando entrar y la gente comenzó a aplastarme", dijo a Reuters Reuben, un hombre de 54 años que tenía una profunda herida en una pierna y que estaba acompañado por su esposa y su hija.

"Había mucha gente tratando de entrar y ahí fue cuando todo se puso feo", agregó.

Los inconvenientes se generaron cuando cientos de personas llegaron a último momento y recibieron los boletos gratuitos para ver el partido, dijo a Reuters un policía.

El encuentro del domingo era la única posibilidad para que los hinchas nigerianos vieran a su selección, ya que las entradas accesibles para los partidos del Grupo B ante Argentina, Corea del Sur y Grecia están todas vendidos, dijeron a Reuters varios hinchas que habían entrado al estadio antes de que comenzaran los problemas.

Los hechos de violencia ocurrieron durante el primer tiempo del partido en un estadio casi lleno con capacidad para 10.000 espectadores.

GRAN DESAFÍO

El tema de la seguridad era uno de los grandes desafíos de la organización y uno de los mayores interrogantes para el Mundial. El domingo, los organizadores y la policía parecieron superados por la cantidad de gente que quería ver el partido y la emoción de los espectadores.

En la segunda parte el partido estuvo detenido por algunos minutos.

"La policía me pidió que detuviera el partido por los hechos de violencia y los heridos", dijo a Reuters el dirigente de fútbol sudafricano Steve Goddard.

Varios minutos después de que las cosas se calmaran, la gente seguía recorriendo los terrenos del estadio sin poder cruzar las vallas, en medio de banderas nigerianas rotas, latas de gaseosa y restos de comida pisados y mientras oficiales de policía recorrían nerviosamente el lugar tratando de que las cosas no volvieran a salirse de control.

"La policía me dijo que espere a una ambulancia, pero no sé que hacer, mira como estoy", dijo a Reuters Japfar, de 25 años y quien tenía una profunda herida en la cabeza.

Más tarde, un policía dijo a Reuters que el joven había sido trasladado que lo trataran tras realizársele las primeras curaciones en el lugar.

Un trabajador sanitario, que colaboraba con la salida de una ambulancia del estadio, señaló que podría haber "varios heridos más" en las afueras del estadio.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below