Moody's rebaja rating de Abengoa Yield, no la ve inmune a problemas de matriz

viernes 11 de diciembre de 2015 13:18 CET
 

MADRID, 11 dic (Reuters) - La crisis que atraviesa la compañía española Abengoa sigue pasando factura a la filial estadounidense Abengoa Yield, cuyos ratings fueron rebajados el viernes por Moody's por su elevado apalancamiento y la posibilidad de verse contagiada por los problemas de su endeudada matriz.

La agencia de calificación crediticia rebajó varios rating de Abengoa Yield, entre ellos el principal de "Corporate Family Rating" a B1 desde de Ba3, con perspectiva negativa.

"La rebaja de los rating de Abengoa Yield está relacionada con el alto apalancamiento (el ratio de deuda consolidada/EBITDA supera las 7 veces) y su ajustado perfil de liquidez", dijo Moody's en su comunicado.

Aunque la agencia cree que hay factores que aislan a Abengoa Yield de su matriz -Abengoa tiene ya menos del 50 por ciento y ha reducido el número de representantes en el consejo de la filial-, la yieldco no es del todo inmune y podría verse afectada la financiación de cinco de sus proyectos.

Entre estos, hay algunos tan importantes como los de las centrales solares estadounidenses de Solana y Mojave, que representan el 26 por ciento que tiene disponible para dividendos en 2016.

"Una subsiguiente reestructuración de la deuda de Abengoa podría producir un evento de impago en la financiación actual de cinco activos de Abengoa Yield", dijo Moody's, refiriéndose a la posibilidad de que los financiadores, entre los que destaca el propio gobierno estadounidense, restrinjan los pagos a estos proyectos, lo que "en un caso muy extremo e improbable", según la agencia, podría provocar una aceleración de la deuda de los mismos.

Abengoa trabaja ahora mismo contrarreloj con los bancos acreedores, de los que necesita liquidez inmediata para mantenerse funcionando antes de negociar una refinanciación clave para evitar la que sería la mayor suspensión de pagos en la historia de España con un pasivo que, según algunas fuentes, podría rondar los 25.000 millones de euros.

Abengoa y sus principales bancos acreedores bancarios acordaron el jueves aparcar la venta parcial de la yieldco y buscar inversores financieros de emergencia dispuestos a aportar liquidez inmediata, dijeron fuentes bancarias a Reuters.