Tres fondos hacen ofertas no vinculantes por filial NCG Banco -fuente

miércoles 5 de junio de 2013 20:00 CEST
 

MADRID, 5 jun (Reuters) - Tres fondos han presentado ofertas no vinculantes por una filial de activos problemáticos del nacionalizado NCG Banco, dijo una fuente cercana a la operación, en un momento en el que más bancos se animan a soltar el lastre acumulado durante la crisis.

Dos de los candidatos son el fondo de inversión estadounidense Fortress y el noruego Lindorff, según dijo otra fuente cercana con conocimiento de la materia. Fortress y NCG no quisieron comentar, mientras que no fue posible obtener comentarios de Lindorff.

Los bancos españoles, especialmente los rescatados, están tratando de vender sus filiales que gestionan activos problemáticos ante las presiones para reducir sus balances, hinchados con créditos y activos adjudicados por una burbuja inmobiliaria que comenzó a resquebrajarse en 2008 y llevó al país a una profunda recesión.

Hay fondos internacionales interesados en comprar estas filiales, con su plantilla, como plataforma de inversión desde la que comprar inmuebles y carteras de créditos con elevados descuentos, o desde la que gestionarlos junto con entidades financieras, indican fuentes bancarias y gestores de fondos.

Hasta ahora pocos han logrado hacerse con carteras de activos tóxicos, ya que los bancos se habían resistido a vender a precios de ganga con la esperanza de que recuperarían una mayor parte de su valor aguantándolos más tiempo.

No obstante, fondos como Lindorff se han hecho con paquetes de créditos al consumo fallidos.

La filial de NCG Banco, conocida como UGAS, tiene activos por algo menos de 20.000 millones de euros y cuenta con 800 empleados, según dijo la fuente cercana a la operación. Los fondos están empezando a realizar la due diligence de la filial y las ofertas finales podrían tardar meses en materializarse, dijo. Los fondos podrían acabar teniendo todo o parte de la filial.

NCG trasladó al banco malo español (SAREB) activos procedentes del sector promotor, pero, al igual que en el resto de entidades que realizaron aportaciones, no se incluyeron los activos por debajo del umbral de los 100.000 euros en inmuebles adjudicados y de 250.000 euros para préstamos problemáticos.

La filial también gestiona activos problemáticos a particulares y empresas.

Los fondos se interesaron en esta estrategia después de que Banesto, filial de Santander, vendiera su filial inmobiliaria Aktua al fondo de inversión estadounidense Centerbridge a finales del año pasado, según dijo un alto cargo del sector bancario.

Los nacionalizados Bankia y Catalunya Banc también están tratando de vender sus filiales, mientras el grupo La Caixa busca un coinversor para Servihabitat Gestión, que gestiona adjudicados e inversiones inmobiliarias del grupo, según dijeron fuentes cercanas a Reuters. (Información de Sonya Dowsett, editado por Fiona Ortiz, traducido por Tomás Cobos)