10 de enero de 2008 / 15:14 / hace 10 años

ACTUALIZA2 - Colonial intenta capear la tormenta bursátil

6 MIN. DE LECTURA

(Actualiza con precio de cierre)

Por Clara Vilar

MADRID, 10 ene (Reuters) - El máximo ejecutivo de Colonial (COL.MC) trató de aplacar el jueves la tormenta bursátil que ha llevado a perder más de la mitad del valor de la compañía en tan sólo siete sesiones bursátiles.

Tras la dimisión del principal accionista y presidente de la inmobiliaria, el grupo ha querido dar un golpe de imagen explicando al mercado que la compañía vale mucho más de lo que cuesta y que tiene recursos suficientes para afrontar sus compromisos de deuda.

Mariano Miguel, consejero delegado de la compañía y presidente provisional tras la salida de Luis Portillo, reiteró en una concurrida rueda de prensa que las ventas masivas de acciones de Colonial se debieron a que los bancos vendieron títulos que accionistas habían dejado en garantía de diferentes préstamos.

Sin embargo, el ejecutivo dijo desconocer qué porcentaje del capital de la compañía está actualmente pignorado y no pudo descartar que la situación vuelva a producirse.

"Sólo tengo la información que han querido dar los tres accionistas principales a la CNMV. (...) No es descartable que (la venta masiva de acciones) pueda volver a pasar (..) No puedo afirmar que no haya ventas pendientes", dijo Miguel.

La acción de Colonial cerró el jueves a 1,33 euros, tras ganar un 1,5 por ciento, aunque lejos de los 3,05 euros del 21 de diciembre. La ejecución de contratos colaterales llegó a provocar un desplome superior al 25 por ciento en una sola sesión con un elevadísimo volumen de negocio.

La compañía quiso dejar claro que el precio actual al que cotiza Colonial, que otorga un valor de unos 2.000 millones de euros a la compañía, no coincide con el valor real del grupo.

"Las ventas masivas no corresponden con el valor de la compañía, la cotización es claramente inferior", dijo Miguel.

El directivo reiteró además el carácter patrimonialista del negocio de Colonial --supone un 69 por ciento de sus activos-- y el elevado peso de sus actividades en Francia, desvinculándose así de la crisis inmobiliaria española.

REDUCCIÓN DEUDA CON VENTA HASTA 33% SFL

Colonial, una de las compañías españolas más endeudadas debido a su apetito comprador de los últimos años, dijo que el pasado año amortizó 839 millones de su abultada deuda, de los que 300 millones corresponden al último trimestre.

La deuda actual asciende a 8.600 millones de euros, de los que en torno a 6.100 millones corresponden al crédito sindicado logrado en septiembre con cuatro entidades financieras.

Los acuerdos de la empresa con los bancos contemplan amortizaciones de 150 millones de euros en 2008 y 900 millones en 2009.

Para ese objetivo, Colonial anunció la futura venta de hasta un 33 por ciento de su filial francesa Societe Fonciere Lyonnaise (SFL) (FLYP.PA), que le llevaría a ingresar hasta 1.000 millones de euros y adelantar los planes de amortizaciones.

Inicialmente, Colonial tenía previsto vender el 24 por ciento de SFL para lograr beneficios fiscales en Francia.

Actualmente, Colonial tiene un 84,4 por ciento de SFL.

"Ya planeábamos la venta de un 24 por ciento (debido a la legislación francesa) por lo que prevemos ingresar 700 millones de euros, pero no tenemos problema en vender más, siempre manteniendo el control de la compañía", dijo el ejecutivo.

Sin embargo, Colonial volvió a reiterar hoy que no planea desprenderse del 15 por ciento que mantiene en FCC (FCC.MC), porque tendría minusvalías al precio actual de la compañía.

No Conversaciones Institucionales Con Gecina

La compañía también señaló que, en la actualidad, no mantiene conversaciones institucionales con la francesa Gecina (FOUG.PA), controlada por los empresarios Joaquín Rivero y Bautista Soler.

En diciembre, la compañía reconoció estas conversaciones a petición del regulador bursátil.

"La compañía ya no está hablando con Gecina. No hay una relación institucional", dijo Miguel. "Si hay relaciones entre accionistas (de Colonial) con Gecina, lo desconozco".

Pese a que ya no tiene ninguna relación laboral con Colonial, según afirmó el nuevo presidente, Portillo continúa siendo el principal accionista del grupo, con un 40,4 por ciento del capital.

Otros accionistas relevantes, que salieron del consejo junto con Portillo a raíz del desplome bursátil, son Nozar, con una participación del 12,3 por ciento y la empresaria Alicia Koplowitz, que controla un 9 por ciento del capital.

"Tengo buena realción con Luis Portillo y espero que continúe siendo buena en el futuro", dijo Miguel. "No sé qué va a hacer con su participación. No descarto nada, pero no tengo ninguna información".

Información de Clara Vilar y Sonya Dowsett; editado por Juan Navarro

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below